21 de November de 2011 00:02

Alustiza saltó de la banca para darle la victoria a la ‘Academia’

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los hinchas del Espoli comenzaron a salir del estadio, tras presenciar el segundo gol que le dio ayer la victoria al Deportivo Quito en la ciudad de Santo Domingo. Los chullas se impusieron 2-1.

Matías Alustiza marcó ambos goles y fue el jugador desequilibrante de la oncena capitalina.

La primera anotación fue a los 71 minutos, luego de que el zaguero policial, Gustavo Cañete, le cometiera una falta en el área. El árbitro central, Carlos Vera, sancionó el lanzamiento penal y el delantero del Dep. Quito lo cobró con la pierna zurda.

El potente disparo no pudo ser atajado por el golero Alexis Lemos, pese a que logró intuir la dirección del balón. Los 200 seguidores del cuadro de la Plaza del Teatro que llegaron a Santo Domingo festejaron el empate desde la general sur del estadio Etho Vega.

Luego, a los 74’, Alustiza volvió a ser figura, al remontar el marcador. En una jugada personal se sacó la marca de un defensa, avanzó solo al área defendida por Lemos y sacó un potente tiro que se cruzó por entre los defensa e hizo temblar las redes. Así se ganó la ovación de sus seguidores.

Deportivo Quito volvió a respirar. En el primer tiempo Espoli se fue al descanso con un gol de ventaja y la esperanza de mantener el marcador en la segunda mitad.

El club del ‘Gallito’ solo tuvo una llegada de peligro en el primer tiempo y le bastó para concretar el gol de apertura del cotejo. Cristian Penilla anotó a los 39’. Aprovechó un rebote del arquero Marcelo Elizaga; alcanzó a rozar la pelota con el botín y el esférico entró lentamente al arco.

El gol llegó de forma sorpresiva; cuando el equipo de la Plaza del Teatro dominaba el juego y había generado cuatro centros y tiros de media distancia. Desde los primeros minutos se paró bien en el centro de la cancha y su capitán, Luis Saritama, le dio orden al juego. Él se recuperó a tiempo de la lesión que sufrió en la Selección nacional, en el pasado partido frente a Perú y actuó ayer como un planificador en la cancha.

Sus esfuerzos no terminaron en anotaciones, al menos en el primer tiempo. A los tres minutos Juan Carlos Paredes lanzó un potente remate al arco de Espoli que apenas pudo ser atajado por el golero Lemos. Luego, el propio Saritama haría un tiro directo a los 24’ que el guardameta no pudo atajar en un tiempo y tuvo que enviarla al tiro de esquina. Fueron los únicos ataques.

Los locales aprovecharon la falta de efectividad de sus rivales y luego del gol de Penilla atacaron con tiros largos y centros.

Antes de finalizar el primer tiempo, el juego se tornó brusco. Hubo codazos, empujones y una lluvia de tarjetas amarillas para Christian Ojeda y César Padilla de Espoli. También para Oswaldo Minda y Fidel Martínez, del Deportivo Quito.

En el segundo tiempo, los chullas mantuvieron el nivel de juego y se volcaron con todo al ataque. Saritama aprovechó un centro; cabeceó y la pelota superó al arquero. Parecía que sería gol, pero cuando iba a entrar al arco apareció Lenin Poroso y la sacó también de cabeza de la línea.

Luego vendría Fidel Martínez con un remate en el minuto 15 que tocó en el travesaño. Espoli se salvó pero no agachó la cabeza. Atacó y generó dos jugadas de peligro que le dieron emoción al cotejo. El gol se estaba anunciando.

El juego fue de ida y vuelta hasta que el Deportivo Quito logró el segundo tanto. Entonces se dedicó a defender el marcador.

El ingreso del argentino Alustiza, en reemplazo de Maximiliano Bevacqua, marcó un antes y un después en el partido. Los hinchas del Deportivo Quito, al salir del estadio, se preguntaban por qué no juega de titular si ha mostrado un buen nivel de fútbol en las oportunidades que el director técnico, Carlos Ischia, le ha dado.

Con el resultado, el cuadro de la Plaza del Teatro se mantiene en la punta de la tabla de posiciones; cada vez más cerca de la final.

Espoli, en cambio, está más lejos de conseguir el sueño de salvar la categoría, a solo cuatro fechas de finalizar el torneo.

La figura

M. Alustiza fue el héroe de la jornada

Entró a los 66 minutos del segundo tiempo y le dio vuelta al partido. Generó una falta penal que le permitió empatar al Quito y luego, en una jugada personal, anotó el segundo gol. Hizo un buen partido.

La contrafigura

M. Bevacqua aportó poco en el juego

Maximiliano Bevacqua no apareció en la cancha durante el partido. No se lo vio peleando el balón o pidiendo pases. Llegó poco al arco, casi no tocó la pelota ni alimentó con pases a sus compañeros.

Curiosodades

Unos 200 hinchas del Deportivo Quito llegaron ayer al estadio de Santo Domingo, para ver al puntero del torneo ecuatoriano de fútbol. Ellos viajaron desde la capital por vía terrestre.   

La cancha del estadio de Santo Domingo no estaba en buenas condiciones. La pelota no rodó con normalidad y eso impidió que los jugadores fueran precisos.

Al final, los pocos seguidores locales arrojaron piedras al árbitro del partido, Carlos Vera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)