2 de March de 2011 00:00

Al arquero Daniel Viteri nadie le borra la sonrisa de su rostro

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0

Edgardo Bauza, técnico de Liga de Quito, pidió el regreso del golero Daniel Viteri a su equipo porque “se trata de un líder que siempre tiene actitud positiva, y eso le hace bien a mi camerino”.

Es difícil ver al arquero guayaquileño con el ceño fruncido durante los entrenamientos. El pasado jueves, por ejemplo, bromeó constantemente con sus colegas José Francisco Cevallos y Alexander Domínguez, durante la práctica alba en Pomasqui.

“Siempre ha tenido una gran calidad humana. Sonriente y bromista, así lo recuerdo”, comenta sobre el meta, Álex Cevallos, preparador de arqueros de la Selección Sub 17. Ambos estuvieron en Emelec, cuando Viteri debutó en el 2001. Ese año logró el título, que revalidó en el 2002, con él como una de las figuras.

Pero ahora, el ‘Mono’, como es apodado, ha tenido pocas oportunidades. Desde el 2008, cuando se unió a Liga, solo ha atajado en 16 partidos en el torneo nacional y dos en Copa Libertadores. Este dato estadístico incluye su paso por Barcelona, en el 2010.

“A veces sí me siento frustrado, pero es algo que no puedo demostrar cuando estoy en los entrenamientos”, justifica Viteri.

Este momento que vive ahora se contrasta con aquel que disfrutó luego de su exitoso desempeño en Emelec con un bicampeonato. Desde el 2005, pasó al Deportivo Quito, en donde se convirtió en un referente para los chullas, quienes coreaban su apellido antes y después de cada partido.

En el 2007, el ‘Mono’ fue catalogado como el mejor arquero del Campeonato Nacional, en una encuesta que realizó Lunes Deportivo a los técnicos que dirigieron entonces en los clubes.

Pero su paso a Liga y luego a Barcelona, frenaron su desempeño. En la ‘U’, en el 2008, el resurgimiento de Cevallos, con 38 años, lo relegó a la suplencia. El ex portero canario y del Once Caldas colombiano coronó una brillante campaña con el título de la Libertadores, atajando un penal decisivo ante el Fluminense brasileño.

Al año siguiente (2009), el turno de triunfar en el pórtico universitario fue para el joven Alexander Domínguez, quien con 21 años, sorprendía por sus reflejos. Él se turnó con Cevallos para estar en el arco. Viteri, en cambio, fue considerado el tercer golero.

Por ello, para el 2010, Liga decidió cederlo a préstamo al Barcelona. Allí, Viteri tuvo una lucha deportiva con Máximo Banguera por la titularidad. Sin embargo, el ex meta de Espoli se quedó con el puesto. “Agradezco al técnico Rubén Insúa que me dejara atajar en el último partido. Yo lo entendí, porque Banguera es un gran arquero”, recuerda el ‘Mono’.

Tampoco le incomoda que los hinchas de Emelec o del Quito lo llamaran traidor por defender a los rivales, Barcelona y Liga, en su orden. “Es un excelente arquero que sabe apoyarnos siempre, aunque no está en la cancha”, sostiene José Cevallos.

Viteri fue bimundialista, con la Tri Sub 20 en el 2001 y luego, en el 2002 con el combinado mayor, en Corea y Japón. “Supo encarrilar su carrera deportiva y eso fue determinante”, comenta Omar Quintana, ex presidente de Emelec. Él lo promocionó con los denominados ‘Extraterrestres’.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)