25 de February de 2013 00:01

El ABC de los DT antes de un juego

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Mientras usted lee estas líneas, seguramente el técnico Jorge Célico estará en el ático de su domicilio, donde funciona su oficina, revisando el partido del viernes entre su equipo y Liga de Loja, en donde se impuso por 2-0, en condición de visita.

Su esposa le dice obsesionado. Célico lo admite y hasta se autodenomina "enfermo" por chequear las veces que sean necesarias los videos del entrenamiento de sus pupilos y de sus próximos oponentes.

Después de exhibir una ligera sonrisa, reconoce que aquel hábito se transformó en una costumbre que la ejecuta con agrado porque forma parte de su trabajo.

En la oficina del argentino hay de todo, hasta un mapamundi. Grabaciones de las ligas europeas y sudamericanas, videos informativos, libros que hablan de legislación y dirección de equipos, dos computadores, seis carteles con las diferentes alineaciones de Universidad Católica.

El miércoles también había información de Liga de Loja, el rival del pasado viernes, por la quinta fecha del torneo local.

Aunque la lista de herramientas de trabajo que usa Célico es infinita, lo que resalta es un archivo con datos de las cualidades de 400 jugadores del medio local, tanto de la Serie A, como de la B.

Todo eso revisa el técnico previo a un partido. Después del mismo también se da tiempo para analizar el juego de sus pupilos, hasta dos veces a la semana.

[[OBJECT]]

De ese análisis, Célico apunta en su libreta los aciertos y errores, y en un determinado día de la semana se los muestra a sus dirigidos en el complejo de La Armenia.

"Creo que ya los tengo locos", mencionó el argentino mientras mostraba con orgullo un proyector de imágenes y una cámara de video que se compró para grabar los entrenamientos de sus dirigidos.

El encargado de hacer ese trabajo y de editar la información de los partidos es Juan Pablo Vinueza. Tras finalizar un partido, el colaborador le entrega, tanto de Católica como de su próximo rival, dos CD.

Uno contiene el partido completo y el segundo, un resumen de 30 minutos con jugadas ofensivas, defensivas, con balón parado y el sistema utilizado.

Para conocer las cualidades de sus rivales, Célico también visita los estadios del país, y, cuando el tiempo le es esquivo, utiliza la información de sus 'espías' (amigos que viven en las diferentes provincias) y hasta de periodistas que le sueltan datos. "Hay que decir las cosas como son", mencionó.

La Internet -redes sociales- es su otro medio de consulta. Allí mira las posibles alineaciones que presentará su próximo rival.

Con esa metodología de trabajo, el DT Célico asegura que logró el ascenso a la Serie A, tras coronarse campeón de la B.

Hoy espera que su sistema táctico, basado en el que utiliza el Ajax (1-4-3-3), le permita mantenerse en la categoría de privilegio y hasta alcanzar un cupo para un torneo internacional: Copa Libertadores y/o Sudamericana.

En la casa de Julio Asad no se habla de fútbol ¿Y crees que se pueda descubrir algo más? Esa fue la respuesta que dio el técnico argentino Julio Asad, estratega de Aucas, cuando se le preguntó si después de un partido o entrenamiento planea el día de mañana en su casa.

Con un cigarrillo en su mano izquierda y sentado sobre un borde de cemento, dentro del estadio de Chillogallo, en el sur de la ciudad, el DT confesó que el tiempo apenas le alcanza para conversar con

su "señora", tomar mate y reírse con sus dos pequeños nietos, hijos de Leandro y Mauro.

La interacción con los pequeños la ejecuta a través de llamadas telefónicas y de Skype. Últimamente no se ha valido de esta herramienta porque la directiva aún no le instala en su departamento el servicio de Internet, asegura.

"Los extraño. Si ellos estarían junto a mí sería el técnico más feliz del Ecuador".

Para planear el partido del fin de semana, el estratega argentino hace uso de sus horas de trabajo y del tiempo que le toma desplazarse, en su vehículo, desde el estadio de Chillogallo hasta su casa, en la República de El Salvador y Naciones Unidas, en el norte de Quito. Después de cruzar la puerta del ascensor, el 'Turco' Asad deja su trabajo de lado.

Entonces, ¿cómo estudia a sus rivales? Al argentino le tiene sin cuidado lo que haga el oponente de Aucas durante la semana.

Él se concentra en el rendimiento de su equipo. Entre las múltiples peticiones que les hace a sus pupilos está la de observar el juego de los integrantes del Barcelona de España. "De ahí es que tienen que aprender", dice el DT, que a diario motiva a sus jugadores.

En la cancha de Chillogallo, el pasado jueves, el DT les pidió a los muchachos que fueran solidarios con el trabajo del resto de compañeros. Eso es lo que él valora al momento de incluir a un jugador en la nómina titular.

Bajo esa lógica, Asad asegura que no incluiría a Juan Román Riquelme en su oncena ideal.

"Es un jugador que si pierde el balón se coloca las manos en la cintura y no se esfuerza por correr y recuperarlo".

Tras unos minutos de diálogo, Asad reconoció que cuando le facilitan los videos del partido que jugaron sus rivales y de su propio equipo se da el tiempo para revisarlos, caso contrario, no se esfuerza por conseguirlos, y simplemente hace uso de la información que le brindan sus "amigos".

La vez que ingresó a la Internet para revisar un video de un club, fue cuando lo llamaron para dirigir al Aucas, el año pasado.

"Tenía que conocer al equipo al que iba a dirigir. Esa fue la vez que me dediqué a observar detenidamente a los jugadores y sus habilidades", reveló.

Dice que su experiencia como jugador le enseñó a que en el camino surgen situaciones en las que es necesario improvisar.

Es por esa razón que el 'Turco' Asad, quien tiene como asistente a su hijo Leandro, interactúa poco con sus pupilos durante un partido oficial. De lo que se ha podido observar, él deja la banca de suplentes en dos o tres ocasiones.

"Yo sé que es innecesario que le diga algo a uno u otro jugador. Ellos están con la adrenalina a 1 000 por hora", comentó.

El DT hace una nueva pausa, desecha la colilla del tabaco, y confiesa que lo único que planificó de antemano fue una charla con los pasabolas, en diciembre del año pasado, cuando Aucas buscaba su paso a la Serie B, frente al Pilahuín Tío, su rival directo.

"Les dije que si había que esconder el balón, que lo escondan. Nos estamos jugando un campeonato. Me advirtieron sobre una posible sanción, pero yo dije: si ellos quieren jugar sucio, jugaremos así".

Aquella decisión la tomó después de que en el estadio de Ibarra trataran "mal" a su equipo.

El pasado 9 de octubre del 2012, Pilahuín Tío ganaba por la mínima diferencia a Aucas, en el inicio del hexagonal final del torneo de Segunda categoría, pero faltando 15 minutos para que se terminara el partido el estadio se quedó a oscuras. Eso para los hinchas y directiva de Aucas fue un sabotaje.

Repetto simula el compromiso oficial en Sangolquí Un partido lo más parecido a la realidad. Eso es lo que ejecuta el técnico Pablo Repetto antes de enfrentar un compromiso oficial del torneo de la Serie A.

El viernes pasado, por ejemplo, ensayó su juego frente al Macará en el estadio de Sangolquí, a las 15:45, la hora en la que se desarrolló el cotejo, al día siguiente, por la quinta fecha del campeonato.

Aunque las condiciones climáticas pueden cambiar de un día para otro, el técnico de Independiente del Valle cree que es la mejor forma de prepararse para afrontar un encuentro.

Aquel método de trabajo finalmente le dio el resultado deseado el fin de semana, pues sus pupilos se impusieron al conjunto ambateño por 3-0.

Cuando los 'rayados' juegan de locales, el técnico le pide a Óscar Lara, coordinador, que dé la orden de cortar el césped del estadio un día antes del partido.

Al final de la jornada, el gramado queda a una altura de 20 milímetros, la medida a la que los pupilos de Repetto están acostumbrados a trabajar en las siete canchas que posee el complejo de Alto Rendimiento de Sangolquí.

El uruguayo también es un estudioso de los partidos jugados por su equipo y de los tres últimos de su próximo rival. El análisis de ese material fílmico lo realiza en la comodidad de su hogar.

Así fue como preparó a sus dirigidos para contrarrestar la velocidad de Juan Carlos Paredes y de Geovanny Nazareno, en el duelo frente a Barcelona, en el que se impusieron con un histórico 5-2, en el estadio Monumental.

Además, Repetto observó el juego de los toreros frente al Nacional de Uruguay, en un cotejo de Copa Libertadores.

El partido entre Barcelona e Independiente del Valle se jugó el sábado 16, y hasta el martes, Repetto ya había revisado dos veces el video de ese encuentro.

Esas mismas imágenes tenía previsto mostrárselas a sus dirigidos antes del juego del sábado frente al Macará para que observaran los errores que se cometieron y para que pulieran sus virtudes.

"Esa ganancia significa mucho, pero todavía no hemos conseguido nada. Por eso es importante que sigan mejorando", dijo el DT.

Repetto habla mucho con sus jugadores durante la práctica, cuando algo no le gusta se los dice en ese momento. Eso se observó el martes en el complejo de Sangolquí, cuando enérgico llamó la atención de uno de sus jugadores. Lo mismo intenta hacer cuando dirige desde el área técnica.

"Me gusta que tengan claro lo que quiero que hagan y se los digo en el momento indicado y de frente", reconoció.

Con relación a los jóvenes pasabolas, Repetto no tiene ninguna relación con ellos. Lara es quien tiene la lista de los jugadores de las categorías Sub 14 y 16 que colaboran con el plantel.

Los seleccionados para esa actividad deben ser jóvenes 'despiertos', que cumplan con las indicaciones que imparte el cuarto árbitro.

Según Lara, los pasabolas tienen prohibido guardar las pelotas para demorar el partido. En caso de no acatar las tareas indicadas, el jugador puede recibir una sanción e incluso ser marginado de su categoría. "Tratamos de que el juego se desarrolle con normalidad".


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)