19 de noviembre de 2015 00:00

La Tricolor marca, golea y es solvente

La Selección ecuatoriana, junto a Uruguay, es la más goleadora de las  eliminatorias. El equipo se caracteriza por marcar intensamente durante los 90’. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

La Selección ecuatoriana, junto a Uruguay, es la más goleadora de las eliminatorias. El equipo se caracteriza por marcar intensamente durante los 90’. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 6
Álex Puruncajas
Quito

El técnico Gustavo Quinteros y su asistente Luis Suárez suelen repetir constantemente tres palabras durante los entrenamientos en la Casa de la Selección: “presión, presión, presión”.

Con esas palabras, obligan a que los jugadores titulares marquen a sus adversarios desde que estos toman el balón. El propósito es que los rivales entreguen mal la pelota o la pierdan. Cuando esto ocurre, los titulares recuperan el esférico y realizan pases rápidos a los mediocampistas o los delanteros.

Este estilo se llama presión alta y es la marca de la Selección en las actuales eliminatorias, explica el entrenador ecuatoriano Alfredo Encalada. Con esta forma de jugar, Ecuador acumula cuatro victorias consecutivas, 12 puntos y es líder de las eliminatorias sudamericanas al Mundial de Rusia 2018. Además, la Tri (junto a Uruguay) es la más goleadora del torneo, con nueve anotaciones.

Quinteros llegó con su propuesta de juego a la Selección, en enero. En julio, mantuvo ese esquema en la Copa América de Chile, pero Ecuador fue eliminado en la primera fase. “En ese torneo, el equipo jugó como yo quería solo durante algunos pasajes de los partidos (ante Chile, Bolivia y México), pero no mantenía el mismo nivel durante los 90 minutos”, recordó entonces el técnico de la Tri.

Ahora, el DT dice que sus jugadores ya presionan durante los 90 minutos. “Este equipo ya está preparado para todo: para presionar arriba y salir a buscar el partido”, explicó el argentino-boliviano tras la victoria tricolor 3-1 sobre Venezuela, el martes pasado.

Este modo de juego es diferente al que proponía el técnico Reinaldo Rueda, asegura el exseleccionado Juan Carlos Burbano. Con el DT colombiano, los tricolores realizaban hasta 15 pases para generar una jugada de gol.

La “presión alta” se notó en los partidos ante Argentina y Venezuela. Ante la ‘Albiceleste’, los seleccionados tuvieron menos tiempo la pelota (solo el 36% en relación al 64% de los argentinos). Sin embargo, se esforzaron en marcar a los gauchos y generaron una jugada de contraataque que terminó en el gol de Felipe Caicedo. Con ese tanto, Ecuador se impuso 2-0.

Ese triunfo fue clave para que los seleccionados creyeran en la idea táctica de Quinteros, reflexiona Encalada. “Cuando un futbolista se da cuenta de que las instrucciones de su técnico dan resultados en la cancha se entusiasman”.

Ante Bolivia, Ecuador tuvo más problemas para imponer la ‘presión alta’. “Ese equipo se encerró en su campo y la Selección tuvo que realizar un juego más creativo para anotar”, dice Encalada.

En ese cotejo, Ecuador registró el 61% de posesión de la pelota e hizo 255 pases (Bolivia solo hizo 73). Dos de esos pases -que terminaron en goles- fueron de Juan Cazares, quien ingresó en el segundo tiempo para aportar creatividad del equipo.
Por eso, Quinteros dice que la Tri tiene alternativas para jugar ante diferentes rivales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)