9 de junio de 2014 20:46

Castillo tendrá otra evaluación médica cuando termine el Mundial

Foto: EL COMERCIO

Imagen de archivo de Segundo Alejandro Castillo, volante de la Selección ecuatoriana de fútbol. EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 5
Triste 3
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Deportes
Quito
Logo MUNDIAL 2014

Pablo Cisneros, médico del Deportivo Quito, en cuanto conoció el tipo de lesión que tenía Segundo Castillo supo que no se recuperaría para el Mundial, como afirmaron los galenos de la Tri.

“Cuando se lesionó y oí el diagnóstico del doctor (Héctor) Bohórquez, yo manifesté que era imposible que se recuperara a tiempo”, aseveró.

Finalmente, esta lesión lo marginó del Mundial de Brasil. El volante esmeraldeño ahora asiste solo como invitado.
“No se podían engañar así al país, al jugador y al cuerpo técnico”, agregó el galeno chulla, para quien fue la mejor decisión no forzarlo en su recuperación y tenerlo dentro del grupo “porque siempre ha cumplido con la Selección”.

Bohórquez, tras el cotejo en el que salió lesionado el volante esmeraldeño contra México el 31 de mayoindicó entonces que su recuperación tomaría tres semanas y que sí alcanzaría a llegar al Mundial.

Por eso el técnico Reinaldo Rueda lo incluyó en la nómina de 23 futbolistas que entregó a la FIFA.

Ya al volver al país, Castillo fue sometido a nuevos exámenes. Cisneros validó su suposición cuando conversó con Xavier Guerra, jefe de radiología de Radiólogos Asociados en Axxis, quien le realizó la última resonancia la noche del domingo, que determinó la exclusión de la nómina.

El especialista Esteban Santos, tras este examen que hizo Guerra, valoró los resultados y conversó, entre las 19:00 y las 20:00, con Rueda, Castillo, Francisco Acosta (secretario de la Ecuafútbol) y Patricio Maldonado, el médico de la Selección. Allí se confirmó que no podía jugar en el Mundial.

Se calculaba que alcanzaría a recuperarse para el tercer cotejo con Francia, el 15 de junio. “Fue una lesión grave. No llegó a ser mayor por su fuerte contextura física, realmente”, detalló Santos a este Diario.

En Estados Unidos recibió el tratamiento adecuado para estos casos, inmovilizando su rodilla derecha y desinflamándola. Este mismo procedimiento se continuó en Quito con los trabajos de rehabilitación.

Es por eso que Rueda no llamó a otro jugador en su lugar, hasta mirar la evolución del volante. Sobre la reunión, Santos contó: “Ellos comprendieron. Sí, ha mejorado, pero el tiempo es muy corto porque los partidos son seguidos.

Castillo es una persona madura. Lo comprendió bien y aceptó que no estaba en las mejores condiciones. Supo que no lo lograría”.
Se considera que, como ya no hay apuros, el ‘Mortero’ descansará tres semanas mientras acompaña a la Selección en los partidos durante el torneo que comenzará este jueves.

Luego se someterá a una evaluación y “se verá si necesitará una cirugía o no”, concluyó el médico que labora en el Hospital Metropolitano. Pero, eso ya lo tendrá que analizar el futbolista con el club en el que milita (Al Hilal saudita).

Castillo padece de lesiones en sus ligamentos de la rodilla y hasta una fractura leve de menisco. Maldonado publicó el siguiente diagnóstico en la página web de la Federación: “Lesión incompleta ligamento cruzado anterior y distensión de cápsula ligamentaria”.

Cuando se supo lo ocurrido con el mediocampista de 31 años, el técnico de la Tricolor accedió al pedido del resto de seleccionados para que asistiera al Mundial en calidad de invitado. “Fue la mejor decisión que tomaron”, concordó Santos con su amigo Cisneros.

Por eso fue que ayer apareció en el aeropuerto Mariscal Sucre con la delegación utilizando, incluso, el traje de presentación formal. Sonrió, firmó autógrafos dentro de la terminal y se fotografió con los aficionados que se lo pidieron.

Castillo estuvo presente en el torneo ecuménico de Alemania 2006 e iba a ser titular en esta cita. Su puesto será ocupado por Carlos Gruezo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)