23 de junio de 2014 17:44

Para el DT Rueda el nivel de Énner Valencia es 'un regalo de Dios'

Reinaldo Rueda, director técnico de Ecuador. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

Reinaldo Rueda, director técnico de Ecuador. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 6
Contento 0
Reuters
Cuiabá, Brasil
Logo MUNDIAL 2014

La selección ecuatoriana de fútbol está bendecida por el gran nivel del delantero Enner Valencia, convertido en la figura central del ataque tras el deceso el año pasado de Christian Benítez, dijo el domingo el entrenador Reinaldo Rueda.

Valencia marcó los tres goles de Ecuador en lo que va del Mundial, en la derrota 2-1 ante Suiza y la victoria por el mismo resultado ante Honduras que revivió las esperanzas del "Tri" de clasificar a octavos de final.

"Creo que somos unos bendecidos de Dios de tener este elemento en esa racha goleadora prácticamente después del lamentable suceso de Christian", dijo Rueda en una entrevista. 

"Chucho" Benítez falleció a los 27 años en julio del 2013 en Qatar, donde jugaba, por una falla cardiaca.

"Enner lo demostró en los últimos seis meses con su club y con la selección y ojalá que siga creciendo y sea cada vez mejor y aporte su capacidad goleadora para Ecuador", agregó Rueda, que habló por teléfono con Reuters desde la base de entrenamiento de su equipo en Porto Alegre.

Valencia, de 25 años, fue el máximo artillero de la liga mexicana la temporada pasada con 18 goles y ayudó al Pachuca a llegar a la final.

 Rueda, de 57 años, dijo que el más joven de los dos Valencia de su equipo -el otro es Antonio- tiene un gran futuro y todas las cualidades necesarias para triunfar en una liga importante de Europa.

"Tiene todos los méritos, condiciones y características de un jugador de élite por su disciplina e inteligencia de juego (...)
Podría adaptarse a las diferentes culturas futbolísticas en Europa y seguro que sería un crecimiento para él y una gran satisfacción para el fútbol ecuatoriano", remarcó.

El hecho de que los talentos latinoamericanos se vayan cada vez más jóvenes a Europa es un beneficio para sus selecciones, dijo Rueda, que puso como ejemplo a la sorprendente Costa Rica, clasificada a octavos de final tras vencer a Uruguay e Italia.

"Costa Rica tiene un buen porcentaje de jugadores que se fueron jóvenes a Europa, que lograron una gran dimensión y esa disciplina táctica (en este torneo) lo refleja y también México, Honduras, Estados Unidos", sostuvo el colombiano Rueda.

El entrenador, quien asumió el puesto en Ecuador en el 2010, también destacó la paridad de la Copa del Mundo en Brasil.
"Es un Mundial muy equilibrado, parejo, con algunos seleccionados con jugadores saturados mentalmente que han sido muy jugados como el caso de España y otros que llegaron con menos ritmo de competencia", explicó.

Latinoamérica pisa fuerte 
El entrenador dijo que las buenas actuaciones de los equipos de Sudamérica y la CONCACAF son una prueba del esfuerzo por dejar huella en el Mundial que se juega en su continente.

"Está dentro de las expectativas de lo que se propuso toda Sudamérica", añadió, "el compromiso en este Mundial en Brasil. Las selecciones de Latinoamérica han cumplido y ojalá lleguen a instancias importantes".

La clasificación de Chile, Colombia, Argentina y Costa Rica a octavos de final demuestra el gran nivel de las eliminatorias en la región.

Equipos como Costa Rica y Chile han sido las sorpresas del Mundial, con los "ticos" demostrando que ya no hay "cenicientas" en el torneo.

"Todos hicieron una gran competencia en la fase clasificatoria y esto naturalmente hace que la selecciones logren un ritmo ideal", dijo Rueda. (Editado en español por Javier Leira)

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)