6 de julio de 2015 12:08

La FIFA inhabilitó siete años al chileno Harold Mayne-Nicholls

Imagen del chilleno Harold Mayne-Nicholls encargado de la Comisión de Inspección para las candidaturas de los Mundiales de 2018 y 2022. AFP

Imagen del chilleno Harold Mayne-Nicholls encargado de la Comisión de Inspección para las candidaturas de los Mundiales de 2018 y 2022. AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 0
Agencia EFE

El órgano de decisión de la Comisión de Ética de la FIFA, presidido por Hans-Joachim Eckert, ha decidido inhabilitar durante siete años a Harold Mayne-Nicholls, expresidente de la Federación china de Fútbol y del grupo de evaluación de las candidaturas de los Mundiales 2018 y 2022.

La sanción prohíbe a Harold Mayne-Nicholl participar en todo tipo de actividad relacionada con el fútbol en los ámbitos nacional e internacional durante siete años, señaló la FIFA que indicó que de conformidad con el artículo 36 de su Código Ético "se darán a conocer más datos cuando se haga efectiva esta decisión firme".

Dicho artículo establece, entre otras cosas, que "los miembros de la Comisión de Ética y los empleados de las secretarías se obligan a guardar secreto sobre toda información de la que hayan tenido conocimiento durante el ejercicio de sus funciones; en particular, sobre los hechos juzgados, el contenido de las investigaciones y deliberaciones y las decisiones adoptadas, así como sobre los datos personales privados en cumplimiento del Reglamento de Protección de Datos de la FIFA".

También señala que "en caso de incumplimiento por parte de un miembro de la Comisión de Ética, la Comisión Disciplinaria suspenderá a dicho miembro hasta el siguiente Congreso de la FIFA".

En un comunicado la FIFA anunció que la inhabilitación fue acordada tras una vista en presencia de Mayne-Nicholls y el presidente de la cámara de instrucción de la Comisión de Ética de la FIFA, Cornel Borbély.

Harold Mayne-Nicholls, que encabezó el grupo de seis inspectores que visitó los países candidatos a organizar los mundiales de 2018 y 2022, evaluó presentarse a las elecciones a la presidencia de la FIFA celebradas el pasado 29 de mayo, pero finalmente descartó hacerlo, ya que compartía "ideales y principios" con otros de los candidatos que optaban a relevar a Joseph Blatter.

En vísperas de esas elecciones y tras la detención de seis altos directivos de la FIFA por su presunta implicación en casos de corrupción, Mayne-Nicholls se mostró muy crítico con la organización que preside Blatter.

"Se veía venir, esta gente tiene que alejarse del fútbol. Ha faltado liderazgo desde el interior de la FIFA para sacar a esta gente que le hace mal. Siempre se escuchaban cosas. Pero si yo hubiera visto algo o tenido certeza de que algo raro pasaba, lo habría denunciado", sostuvo entonces.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)