27 de marzo de 2015 18:47

España sufrió para ganar a rival directo en el estreno goleador de Morata

El delantero de la seleccion española de fútbol, Álvaro Morata (2 izqEl delantero de la seleccion española de fútbol, Álvaro Morata (2i), celebra su gol, primero del equipo, con sus compañeros, durante el partido clasificatorio para la Eurocopa de 2016 qu

El delantero de la seleccion española de fútbol, Álvaro Morata (2 izqEl delantero de la seleccion española de fútbol, Álvaro Morata (2i), celebra su gol, primero del equipo, con sus compañeros, durante el partido clasificatorio para la Eurocopa de 2016 que España y Ucrania disputan hoy en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán, en Sevilla. EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Sevilla

La selección española sufrió para ganar 1-0 a Ucrania, en el estreno goleador de Álvaro Morata con La Roja, y suma un valioso triunfo ante un rival directo en la fase de clasificación para la Eurocopa 2016 y al que ahora saca tres puntos, en un partido en el que España fue de más a menos.

El gol de Morata a los 28 minutos premió el mejor juego de España en la primera mitad, aunque en la segunda estuvo muy discreta, sin claridad ni apenas llegadas a gol, hasta el punto de que Iker Casillas se erigió en el protagonista al salvar tres claras ocasiones de Ucrania para haber empatado.

España se la jugaba en su vigésimo quinto partido en el Sánchez Pizjuán, su campo talismán, donde nunca ha perdido. Vicente del Bosque, como venía haciendo tras el Mundial, repitió su esquema con un nueve y dio galones a Álvaro Morata por la lesión de Diego Costa.

Con Iker Casillas, que cumple quince años con la selección, en la portería, el seleccionador español, que ya avisó de la dificultad de Ucrania, alineó por primera vez juntos a Andrés Iniesta e Isco Alarcón. Presente y futuro unidos, más David Silva, con Busquets y Coke en el medio y Juanfran, Piqué, Sergio Ramos y Jordi Alba atrás.

El seleccionador ucraniano, Mykhailo Fomenko, puso un once para contener el juego español y buscar salidas rápidas a la contra, basado en la defensa del Shaktar Donetsk y en jugadores del Dinamo Kiev y del Dnipro en ataque, con el zurdo Andriy Yarmolenko y Yevhen Konoplyanka, sus hombres más peligrosos, como extremos.

España salió con fuerza, buscando muy pronto las llegadas al área rival y con un control absoluto. Isco e Iniesta se asociaron muy bien, con mucho criterio, y con la movilidad de un activo Silva, más las continuas subidas de los laterales, buscaron pronto el gol.

Así, el primer cuarto de hora fue un monólogo español, con hasta cinco ocasiones para marcar. La primera, un centro de Silva al que no llegó por poco Morata a los 5 minutos. Luego la volvió a tener Morata, pero remató desviado un gran pase de Iniesta, y de nuevo Silva, tras un rechace a un tiro de Isco, si bien la zaga despejó.

Lo buscó Coke en un tiro lejano que el meta Pyatov mandó a córner en una fase donde España movió bien el balón y fue muy vertical. Con todo, Ucrania, un equipo rocoso, potente y ordenado, espabiló y buscó imponer su altura, como en una falta que remató con peligro Artem Fedetskiy fuera, aunque la acción se anuló por fuera de juego.

Además, pasado el ecuador de esta mitad, un tiro de Ruslan Rotan rozó el gol. Se marchó fuera de milagro. Pero un minuto después, en el 28, España sacó su sello, su juego de pases exquisitos, y logró el 1-0, el primer gol de Morata con La Roja.

El exmadridista aprovechó su desmarque en velocidad para batir por bajo a Andriy Pyatov tras un gran balón en profundidad de Coke, precedido de un pase genial de Iniesta. Ucrania estiró líneas, pero fue España la que pudo ampliar su renta con Silva y, sobre todo, en un cabezazo de Ramos a la cruceta en una falta que botó el canario.

Tras el descanso, el equipo español jugó sus bazas, se fajó para mantener el balón y moverlo con rapidez, con Isco y Silva entonados, ahora especialmente el malagueño, que levanto los olés del público con varias acciones de genio, aunque a España le costó crear ocasiones y, para colmo, los ucranianos le dieron varios sustos.

Ucrania dio un paso adelante, ganó la espalda a la zaga local con faltas laterales y tuvo cerca el empate. En una de ellas, Kravets, que sustituyó en la primera mitad al lesionado Zozulya, remató con la punta del pie y Casillas, providencial, salvó el gol a los 50 minutos. En otra falta similar, Fedetskiy no llegó por centímetros.

Las dudas, cierta inseguridad en defensa y la pérdida del control del medio campo persistían ahora en los de Del Bosque, que metió a Pedro por Morata y luego a Cazorla por Iniesta y a Bernat por el lesionado Jordi Alba. Pero no hallaban las vías para imponerse a un equipo ucraniano atrevido y mucho más incisivo en el segundo tiempo.

Sin protagonizar un acoso excesivo, el cuadro de Fomenko tuvo otras buenas opciones en un buen tiro de Rotan que rechazó Casillas tras un fallo de él mismo en un saque, en el 54, y también en un remate lejano y flojo en el 66 de este mismo jugador del Dnipro.

España firmó un discreto segundo periodo, le faltaron ideas y no llevó peligro al área visitante. Se dedicó más a mantener su ventaja tocando sin mucha profundidad ante un rival que nunca se vino abajo y siguió buscando su premio.

En la recta final, un fortísimo tiro de Tymoshchuk se fue alto. Mientras, el equipo español sólo inquietó a Ucrania en un remate cruzado de Cazorla, tras una pared con Isco, pero el árbitro anuló la acción por fuera de juego. Claro ejemplo del atasco en la segunda mitad de España, para la que lo mejor fue amarrar el triunfo.

Ficha técnica:
1 - España: Casillas; Juanfran, Piqué, Sergio Ramos, Jordi Alba (Bernat, m.78); Busquets, Koke; Silva, Isco, Iniesta (Cazorla, m.74); Morata (Pedro Rodríguez, m.65).

0 - Ucrania: Pyatov; Fedetskiy, Khacheridi, Kucher y Shevchuk; Tymoshchuk, Rotan; Konoplyanka, Stepanenko (Garmash, m.76), Yarmolenko; Zozulya (Kravets, m.32) (Budkivskiy, m.91).

Gol: 1-0, Morata (28').

Incidencias: Partido de la quinta jornada de la fase de clasificación para la Eurocopa de Francia 2016, disputado en el Ramón Sánchez Pizjuán ante unos 30 000 espectadores, entre ellos un millar de ucranianos. Se guardó un minuto de silencio por las víctimas de la tragedia aérea sufrida por el avión que cubría la ruta Barcelona-D sseldorf, en los Alpes franceses. Los jugadores españoles portaron brazaletes negros.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)