13 de octubre del 2015  00:00

La Selección genera movimiento comercial y turístico en el país

Anselmo Cruz aparece junto a su puesto informal de productos de la Selección. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO

Anselmo Cruz aparece junto a su puesto informal de productos de la Selección. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 6
Ronald Ladines

Anselmo Cruz, comerciante informal, está en Quito desde hace dos semanas. De Guayaquil trajo mercadería valorada en USD 1 500 en la que constan camisetas de la Selección, pelucas, banderas, cornetas y sombrillas.

Cruz es uno de los que más escándalo hace para vender sus productos. Con una corneta, de las que distribuye, llama la atención de los hinchas que llegaban a conseguir entradas para el juego de esta tarde ante Bolivia. Algunos se animaron a comprar las camisetas.

Una casaca no oficial, con el diseño de la que utilizará la Tri ante los bolivianos, puede costar entre USD 6 y 10. Una bandera está en USD 2 y la corneta, en USD 3.

El propósito de Cruz es vender su mercadería en
USD 3 500, hasta horas después del juego del martes 13 de octubre del 2015 en el estadio Olímpico Atahualpa.

Para Gonzalo Naranjo, comerciante de productos textiles, en los días previos a la segunda fecha de las eliminatorias, el negocio no ha sido rentable como en juegos pasados. Hace dos años vendía 15 camisetas de cada talla. Espera que hasta mañana, antes de que empiece el encuentro, esos cálculos se repitan.

"Con relación a los otros partidos de las eliminatorias, el negocio ha estado bajo. La sorpresa fue haberle ganado a Argentina. Ojalá eso sea un incentivo para que los hinchas compren las camisetas", aseguró Naranjo.

Los restaurantes y bares también empiezan a moverse con la presencia de la Selección. En la calle José Correa, en el sector de la general norte del estadio Atahualpa, el local de comidas Don Mina cumple hoy un mes de funcionamiento.

Marisol Quintero, una de las trabajadoras, revela que en los días previos al encuentro han incrementado un 5% de comensales.
En La Hueca del Estadio, restaurante de comida típica, se han organizado para el juego. Un grupo de 10 trabajadoras empezarán a cocinar a las 02:00 de hoy.

En Guayaquil, el aeropuerto José Joaquín de Olmedo tendrá una inusual afluencia de viajeros, en la zona de embarques nacionales, hasta las 10:20 de hoy, debido al partido que jugará Ecuador ante Bolivia, por eliminatorias. Así lo consideró José Miguel Ortega, jefe de Operaciones de la Terminal Aeroportuaria de Guayaquil.

Ortega contó que esto suele suceder cuando la Tri juega los partidos en Quito. Desde las 06:00, hasta la hora mencionada -para que los viajeros puedan llegar con tiempo al estadio- hay 11 vuelos disponibles, en las aerolíneas Tame, Lan y Avianca.

"El número de personas en la zona de embarque se incrementa en las horas previas del partido, lo llamamos horas pico, un dato interesante es que todos los vuelos se van llenos", mencionó el funcionario.

Hasta el mediodía de ayer, las aerolíneas no habían notificado que realizarían vuelos extraordinarios. Tampoco se advirtió sobre la inclusión de vuelos chárteres. Ortega mencionó que el aeropuerto está capacitado para afrontar una posible demanda mayor de boletos.

Dependiendo de la aerolínea, los tiquetes de ida y vuelta oscilan entre USD 178 y 220. Las operadoras no hicieron paquetes promocionales.

Los desplazamientos vía terrestre, desde Guayaquil, se mantuvieron normales. En las cooperativas Panamericana y Transportes Ecuador no consideraron la posibilidad de incrementar flujo de salida vehicular. En ambas, el último bus tenía previsto salir a las 23:30 de ayer, a un costo de USD 10.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)