16 de diciembre de 2014 16:21

Guayaquil está más caliente por la final

Unos de los puntos de venta de entradas para el partido del miércoles es Pollo Barcelona. Bryan Ulloa de Guaranda llego donde sus familiares para ver la final entre Barcelona y Emelec. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO

Unos de los puntos de venta de entradas para el partido del miércoles es Pollo Barcelona. Bryan Ulloa de Guaranda llego donde sus familiares para ver la final entre Barcelona y Emelec. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 7
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 15
Guayaquil

Redacción Deportes

El fútbol en Guayaquil ha hecho que sus habitantes se identifiquen más con los equipos del Astillero.

Es fácil ver en las calles a sus habitantes con camisetas amarillas o azules.  "Aquí somos más los barcelonistas. Pocos los emelecistas y no hay cabida para otros". Ese es un mensaje de uno de los hinchas que llegó a comprar una entrada en los exteriores del restaurante Pollos a la Brasa Barcelona.

Este fue uno de los sitios en los que también se vendieron entradas para el partido de este miércoles 17 de diciembre, en el estadio Monumental.

Esa identificación con los clubes del Astillero ha hecho que en estas horas haya más ajetreo por conseguir entradas, también por comprar camisetas oficiales y las llamadas piratas.
En las calles, los hinchas caminan exhibiendo sus camisetas, especialmente en el casco comercial porteño, como Colón, Sucre, Boyacá, los alrededores de la tradicional Bahía.

Esa algarabía se extiende a las cercanías del estadio Monumental, donde los hinchas llegaron esta tarde, a los exteriores, a ver a sus ídolos que arribaban en sus automóviles.

En la avenida Barcelona, los miembros de la Comisión de Tránsito del Guayas, tuvieron que cercar el acceso que da al escenario. Allí también había hinchas, amigos de jugadores, que esperaban a estos para pedirles entradas.

Trasladarse, desde el centro al estadio, toma entre 30 y 40 minutos, en estas horas. Y un día normal le toma de 10 a 15 minutos.

En ese trayecto hay banderas colgadas en casas que limitan con el estero salado. También los vendedores informales venden camisetas, pitos, souvenirs que identifican al Barcelona Sporting Club. "Solo de Barcelona, nada de Emelec", dijo Andrés Vera, que se dedica a este negocio.

Esas muestras se unen a cantidades de gritos de vendedores de jugos, empanadas, gaseosas, pinchos o los tradicionales chuzos -conocidos así por los guayaquileños-. "Llévate tú camiseta o llévate tú gorro de Barcelona". Frases apuñadas por ciudadanos que tienen en sus labios la palabra 15, que se relaciona a la aspiración torera de ganar su título 15.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (2)