19 de November de 2013 00:03

Franck Ribéry ganó todo, pero puede no ir al Mundial 2014

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Este año, Franck Ribéry lo ganó todo. Lideró la máquina superpoderosa del Bayern Munich que con la dirección del técnico Jupp Henyckes ganó en el primer semestre del año la Champions League, la Copa Alemana y la Bundesliga. Ahora con Josep Guardiola como DT del equipo bávaro ganó la Supercopa europea y en la Bundesliga sigue siendo el jugador más desequilibrante Su juego preciso y su paso triunfal por las copas han hecho que en las casas de apuestas, 'Scarface' sea considerado el favorito para quedarse con el Balón de Oro, el galardón destinado para el mejor jugador del mundo y en el cual participan como votantes los seleccionadores y capitanes de las naciones asociadas a la FIFA.

Las votaciones se cerraron el pasado viernes y según información de las casas de apuestas del Viejo Continente, el jugador francés es el gran candidato para imponerse ante dos pesos pesados: Cristiano Ronaldo y Lionel Messi, el cuatro veces ganador de este trofeo.

Pero el prometedor año del astro pudiera no terminar de la mejor manera. El desenlace se conoce hoy, cuando desde las 14:45 (hora de Ecuador), la Selección francesa se mida con Ucrania en el Estade de France en el partido de vuelta por el repechaje de las eliminatorias al Mundial 2014.

Los ucranianos, un equipo modesto, pero muy combativo, sorprendió a los franceses, favoritos en esta serie, el pasado viernes con un contundente triunfo de 2-0 . Pero Ribéry y los suyos dicen que estarán en la copa brasileña, para ello deberán anotarle tres goles al equipo amarillo.

"No estar en el Mundial sería un desastre", declaraba la semana pasada Ribéry a la revista de la FIFA. Francia no se ha perdido las cinco últimas copas. "Para nosotros es muy importante asegurar la clasificación. Ucrania es una gran Selección, pero Francia no puede faltar a su cita en Brasil. Nosotros también contamos con un buen equipo y nuestro deber es hacer dos partidos serios. No será fácil, pero podemos ganar", decía entusiasmado en la mencionada nota.

Pero en su desesperada lucha por participar en el Mundial de Fútbol de Brasil, los franceses parecen haber perdido la confianza incluso en el propio Ribéry.

Pese a contar con uno de los grandes favoritos al Balón de Oro, las dudas son enormes respecto a las posibilidades de los 'bleus' de remontar en París el 2-0 de la ida ante Ucrania en la repesca.

Desde hace días, el seleccionador Didier Deschamps y sus hombres lanzan mensajes marciales de lucha después de su desastroso partido de Kiev. Pero según lo describió L'Equipe, lo que domina el ambiente es la "furia de la desesperación".

Ribéry, de 30 años, tiene un puesto seguro en el once titular para hoy y en la víspera declaró que no regateará esfuerzos para no poner en peligro el título de "mejor futbolista del año" por el hecho de no clasificarse Francia para el Mundial.

"Para este partido hay que ser inteligentes, no dejar que nos consuma la presión. Estamos abajo en el marcador, pero debemos atacar desde el inicio, sabiendo que tenemos 90 minutos para desplegar nuestro juego". Esa fue la reflexión del ofensivo del Bayern y de la Selección gala.

Dos copas locales

'Scarface' fue uno de los artífices de la consecución del título 23 en la Bundesliga con 91 puntos. Con su equipo también ganó la Copa de Alemania mostrando gran categoría.

La Champions. El francés fue determinante en el título. El Bayern venció al Borussia Dortmund en la final Ribéry formó una dupla con Arjen Robben.

La Supercopa. Ya dirigido por 'Pep' Guardiola, el Bayern se impuso en la definición por penales al Chelsea de José Mourinho. Ribéry también brilló.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)