9 de junio de 2015 10:35

Federación australiana de fútbol negó pago de soborno a CONCACAF

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

Australia "nunca tuvo ninguna posibilidad" de adjudicarse la organización del Mundial de fútbol de 2022 y no pagó ningún soborno, declaró este martes el presidente de la Federación de Fútbol de ese país, Frank Lowy.

Australia, que competía con Estados Unidos, Japón, Corea del Sur y Catar, obtuvo un solo voto, a pesar de haber invertido USD 32 millones en la campaña de promoción de su candidatura.

Catar fue designado país organizador del Mundial de 2022 el 2 de diciembre de 2010.

Lowy, fundador y presidente de Westfield, una multinacional de centros comerciales, se negó a opinar si Catar consiguió la organización de la Copa del Mundo mediante el pago de sobornos a delegados de la FIFA.

"No quiero hacer ninguna acusación que no puedo demostrar", dijo Lowy en una entrevista con la emisora Sky News. "Pero adjudicar el Mundial a un país donde hace 50 grados durante los partidos, ¿cómo cree que se hizo?", continuó.

"Yo no soy el mejor perdedor del mundo. Tengo pesadillas con todo el trabajo que hicimos y no llegamos a ninguna parte", añadió.

El jueves pasado la policía australiana anunció que investigaba un presunto caso de malversación de fondos en el marco de la candidatura de Australia a la organización del Mundial 2022.

Lowy debe explicar cómo 500 000 dólares australianos fueron a parar a una cuenta de Jack Warner, exvicepresidente de la FIFA y jefe del organismo rector del fútbol en Norte y Centroamérica y el Caribe (CONCACAF).

Lowy negó el martes que esa suma de dinero fuera un soborno. "No hubo sobornos en este proceso. No me preocupa para nada eso", agregó.

La semana pasada, Frank Lowy dijo que el proceso de designación de Catar "no fue claro" y acusó al trinitense Jack Warner de malversar una importante donación australiana.

Según Lowy, la CONCACAF pidió 4 millones de dólares australianos para un centro de formación en Trinidad y Tobago, pero la federación australiana y el comité organizador sólo aceptaron ofrecer USD 500 000.

Para Lowy, el dinero se envió a la CONCACAF, pero Warner
"malversó los fondos en beneficio propio".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)