14 de November de 2011 00:03

Bolivia, sin lesionados ni suspendidos

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El seleccionado de fútbol de Bolivia, que logró un histórico empate a domicilio 1-1 ante Argentina en la anterior fecha, partió ayer hacia San Cristóbal donde espera reeditar, el martes, su hazaña frente a la sorprendente Venezuela, por la eliminatoria sudamericana al Mundial.

Sin lesionados ni suspendidos, el plantel del técnico argentino-boliviano Gustavo Quinteros viajó en vuelo chárter en procura de sumar frente a la ‘Vinotinto’, que en la tercera fecha dio una sorpresa al empatarle en su cancha 1-1 a Colombia.

Antes del viaje, Quinteros dispuso que ayer se realizara un entrenamiento, desde las 09:00, en el estadio Tahuichi. Allí definirá el equipo que se enfrentará a un motivado Venezuela, aunque no dio a conocer su once abridor.

No se auguran mayores cambios. El equipo de Quinteros presentará el retorno a la zaga de su capitán Ronald Raldes (Colón de Santa Fe, Argentina), que ya cumplió un partido de suspensión.

Otro que puede tener minutos o quizás pelearle el puesto a Pablo Escobar es Jhasmani Campos.

Quinteros, que aceptó su deseo de mejorar en la marca, espera obtener un buen resultado en San Cristóbal tras dos derrotas al hilo frente a Uruguay (4-2) y Colombia (2-1, en La Paz), en las primeras dos fechas del torneo.

Aunque la verde permanece en la cola de la clasificación con un punto en tres salidas, Quinteros consideró que “las posibilidades de Bolivia (de obtener un cupo al Mundial de Brasil 2014) se encuentran intactas” .

“En la pasada eliminatoria, Argentina fue a Sudáfrica con dos puntos menos de local; Uruguay jugó el repechaje con cuatro menos”, recordó a medios locales.

Tras el histórico empate frente a Argentina en el Monumental de Buenos Aires luego de dos resultados adversos, los bolivianos “vamos a seguir rescatando (puntos) de visitante”, declaró Carlos Chávez, presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) .

A excepción de la reaparición de Raldes en reemplazo de Luis Méndez, Quinteros dejó traslucir que mantendrá la plantilla y el dibujo táctico con los que enfrentó a los rioplatenses.

Tras el choque con Argentina, Bolivia tiene siete jugadores con una tarjeta amarilla. Ronald Rivero, Luis Gutiérrez, José Luis Chávez, Pablo Escobar, Edivaldo Rojas, Marcelo Martins y Jaime Robles tendrán que evitar otra amarilla, de lo contrario no podrán jugar ante Chile en junio en La Paz.

Sin bajas por suspensión, faltaba ayer el informe médico, que confirmó que no hay ausencias por lesión y que el DT puede echar mano de todos.

El único con un golpe leve es el volante de marca Walter Flores, que ha sido uno de los fijos en la era Quinteros. “Es una leve molestia en la parte posterior del muslo derecho, que no impedirá que esté ante los venezolanos si el técnico lo dispone”, dijo el kinesiólogo Ruddy Romero.

Bolivia solo tiene un punto tras tres partidos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)