31 de diciembre de 2016 00:39

Ecuador regresó de Río de Janeiro con cuatro diplomas olímpicos 

Neisi Dajomes fue una de las halteristas ecuatorianas que consiguió un diploma olímpico en Río 2016

Neisi Dajomes fue una de las halteristas ecuatorianas que consiguió un diploma olímpico en Río 2016. Foto: Archivo/EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Redacción Deportes
(D)

En los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, realizados entre el 5 y 21 de agosto, Ecuador no logró medallas. La delegación participó en 12 disciplinas con 38 deportistas y alcanzó cuatro diplomas olímpicos (dos en pesas y dos en boxeo).

En levantamiento de pesas, Alexandra Escobar logró el cuarto lugar en la categoría de hasta 58 kilos. En la cuarta participación de la esmeraldeña en Olímpicos, la compatriota levantó 100 kilos en arranque y 123 en envión (al tercer intento), alcanzando un total de 223 kilos.

Con el registro en Río 2016, Escobar también superó su marca personal en Juegos Olímpicos. En la participación de Atenas 2004 terminó séptima. En cambio, en los Juegos de Beijing 2008 finalizó quinta, mientras que en Londres 2012 quedó novena. Fue la mejor latinoamericana en su categoría.

En la misma disciplina, Neisi Dajomes, de 18 años, se destacó en la categoría 69 kilogramos. En su primera participación, levantó 130 kilos en envión y 107 en arranque para cerrar un total de 237 kilogramos y ubicarse en el séptimo. A sus 18 años y en su primera participación olímpica consiguió su primer diploma y ahora apunta a Tokio 2020. En la delegación ecuatoriana participaron 15 mujeres.

Los otros dos diplomas fueron en boxeo. Carlos Quipo y Carlos Mina, en los 49 y 81 kilos, en ese orden, clasificaron a los cuartos de final. Sin embargo, ambos en los combates decisivos perdieron y se quedaron al margen de las semifinales. En esa instancia al menos aseguraba la medalla de bronce, pero no lo lograron.

Los certificados olímpicos se entregan a los deportistas que se ubican en posiciones destacadas del primero al octavo lugar. Así lo decidió el Comité Olímpico Internacional (COI) desde los Juegos Olímpicos de 1984.

La nadadora Samantha Arévalo, quien se ubicó novena en la maratón de 10 kilómetros de aguas abiertas en Río de Janeiro, no pudo recibir esta distinción, pero fue una de las más destacadas dentro de la delegación que participó.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)