23 de junio del 2016   00:00

Mil ciclistas se unen por una causa benéfica

William Tobay (número 4), Galo Tamayo (14) y Frank Llerena (22), registraron los mejores tiempos. Ellos lideraron la salida desde la plazoleta de Narancay, al sur de Cuenca. Foto: Manuel Quizhpe / EL COMERCIO

Frank Llerena (22), quien el 2015 cubrió los 90 kilómetros en dos horas y media, confirmó su presencia para este domingo. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 1
Redacción Cuenca

Por segundo año consecutivo, Cuenca espera reunir a 1 000 ciclistas del país con motivo del circuito Luchar sin competir. El certamen benéfico se correrá este domingo, desde las 07:30, en las distancias de 25, 50 y 90 kilómetros.

El punto de salida y de llegada, para las tres categorías, será el sector del Centro Comercial Mall del Río, al suroccidente de la capital azuaya. Los pedalistas de 90 km cruzarán cinco parroquias cuencanas: Turi, Tarqui, Cumbe, El Valle y Quingeo. Los demás participantes, por sus recorridos más cortos, visitarán entre dos y tres parroquias.

Según Augusto Tosi, presidente de la Corporación Mucho Mejor si es hecho en Ecuador (promotora del circuito benéfico), la idea es recaudar fondos para los enfermos con cáncer. Del monto reunido, el 50% se entregará a la fundación Fasec y el otro 50% será para el Albergue Padre Matías Mujica de Portoviejo.

En la prueba del año pasado se inscribieron 972 ciclistas. Sin embargo, en la pista estuvieron más de 1 000 pilotos. Ellos, al momento de la inscripción, entregaron su aporte voluntario. Entonces se recaudaron USD 15 000, que se dieron a Fasec. Con ese dinero se mejoraron sus instalaciones.

Pero quedaron obras pendientes que se culminarán con el aporte de este año. Mientras tanto, el dinero que se entregue al Albergue Padre Matías Mujica servirá para arreglar parte de la infraestructura que sufrió cuarteamientos por el terremoto registrado el pasado 16 de abril en Ecuador.

La pedaleada arrancará a las 07:30, con los 90 km. Allí intervendrán los ciclistas élite, quienes se entrenan a diario. El recorrido tendrá más de 2 000 metros de ascenso acumulado. Por ello, la prueba está calificada como fuerte, con características de complejidad.

Únicamente en la distancia más larga, los participantes usarán chips y serán premiados los tres mejores ubicados, en damas y en varones.

Galo Tamayo, uno de los ciclomontañistas más experimentados del país, confirmó su presencia en la categoría élite. Felicitó a los organizadores por la iniciativa y a los ciclistas por ser solidarios. "Existen competencias con fines de lucro, pero esta vez será por una labor social".

En su criterio, el deporte es una buena plataforma para colaborar con gente que necesita. "La inscripción se hace por medio de un talonario, en donde se deja una cantidad de dinero, puede ser USD 1 o 100; luego le entregan un recibo".

Por su amistad con los ciclistas nacionales y locales, Tamayo conoce que estarán los mejores pilotos de Azuay, Loja, Cañar,
El Oro, Chimborazo, Cotopaxi, entre otras provincias. También están inscritos pedalistas infantiles, prejuveniles y juveniles.

La prueba de 50 km, que tendrá 1 000 metros de ascenso, partirá a las 08:30. Es para quienes se entrenen con cierta regularidad. A las 09:30 se iniciará el recorrido de 25 km, destinado para familias que gustan pedalear los fines de semana.

Este circuito benéfico, que cuenta con el apoyo de diferentes empresas, queda institucionalizado. Se hará cada último domingo de junio y los aportes económicos irán en favor de las instituciones que trabajan con los enfermos de cáncer. Los auspiciantes cubren completamente los gastos de la organización.

Se sugiere a los inscritos usar bicicletas en buenas condiciones, cascos y guantes. Tendrán puntos de hidratación, recuperación y apoyo mecánico. El trayecto para los 90 km tendrá color rojo, para los 50 km será azul y naranja para los 25 km.

Tosi insiste que la idea es volver a reunir a más de 1 000 pedalistas, convirtiéndose así en el evento ciclístico más grande del país. Otros ciclistas élite que han confirmado su asistencia son Santiago Padilla, Esteban Carrión y Frank Llerena.

El año pasado, Llerena requirió dos horas y media para cubrir los 90 km y así registró el mejor tiempo en la primera edición del circuito Luchar sin competir. "El recorrido es amigable, no es técnico, pero es exigente. Hay 2 000 metros de desnivel acumulado".

El experimentado pedalista remarcó que la distancia larga está destinada únicamente para quienes se entrenan todos los días. "No es para personas que hacen ciclismo de ejercicio". Por lo tanto, allí participarán los mejores ciclistas.

Al final del circuito ciclístico se reconocerá al equipo mejor uniformado, a la pareja más joven, al ciclista de mayor edad que termine la prueba y al equipo con más integrantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (2)