18 de julio de 2015 13:02

Quintana demuestra que no se rinde y ya es segundo en la general del Tour

Christopher Froome (izq.) y el colombiano  Nairo Quintana en la jornada del Tour de Francia de  este 18 de julio. Jeff Pachoud / AFP

Christopher Froome (izq.) y el colombiano Nairo Quintana en la jornada del Tour de Francia de este 18 de julio. Jeff Pachoud / AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Agencia AFP

El colombiano Nairo Quintana (Movistar) demostró, tal como había avisado en los últimos días, que no renuncia al sueño del maillot amarillo en París y este sábado (18 de julio), en la 14ª jornada, puso en aprietos al líder Chris Froome en un ataque en la Croix Neuve que le permitió colocarse segundo en la general.

El líder del Movistar no esperó a las etapas alpinas de la próxima semana y  quiso probar a sus rivales en la Croix Neuve, el último ascenso de la jornada, una ruda pendiente de 3 km al 10,1%.

Atacó nada más iniciarse la pendiente y en un primer momento solo pudieron seguirle el italiano Vincenzo Nibali y su compañero, el español Alejandro Valverde. Froome, con unos metros por detrás, se quedó sólo por primera vez este Tour, sin la ayuda de sus compañeros del potente equipo Sky.

Pese a los numerosos ataques del colombiano, Quintana no logró deshacerse de Froome y ambos llegaron juntos a la meta, 4'20" después del ganador, el inglés Stephen Cummings del equipo sudafricano MTN-Qhubeka.

Valverde, Contador y Nibali llegaron con algunos segundos de retraso y el estadounidense Tejay van Garderen, segundo en la general antes del inicio de la etapa en Rodez, entró 39 segundos después de Quintana, suficientes para que el colombiano se aúpe a al segundo cajón del podio virtual.

Tras acabar la etapa, Quintana aseguró que no tenía previsto atacar en esta etapa, cuyo final aseguró la víspera que desconocía. "No teníamos marcada esta etapa para ningún ataque, pero estábamos con buenas piernas, teníamos un día bueno y quisimos probar".

El líder del Movistar, maillot blanco de mejor joven de la carrera, aseguró que no habló con Froome cuando ambos se quedaron solos en el tramo final del ascenso a la Croix Neuve. "No hemos hablado. Yo he avanzado hacia adelante y al final él me ha superado en el esprint".

Un objetivo: el amarillo 
Con este ataque, Quintana quiso demostrar que no se conforma con el segundo puesto en París: "Demostramos que se puede seguir luchando, junto con el resto del equipo, por el mailot amarillo", el verdadero objetivo del colombiano.

Por último, el corredor de Bocayá, agradeció el apoyo de los cientos de colombianos que se están dando cita en las carreteras francesas en los últimos días. "Ellos estarán muy ilusionados y eso da mucha energía y respaldo para seguir luchando".

Tras la 14ª etapa, Froome aventaja en 3'10” a Quintana en la general y en 3'32 “ a Van Garderen, que ahora está amenazado por Alejandro Valverde (cuarto a 4'02”) y Alberto Contador (quinto a 4'23") .

Los Alpes, la próxima semana con cuatro etapas de alta montaña (de miércoles a sábado) acabarán siendo decisivos.

Un golpe de autoridad
El equipo Movistar admitió que el líder de la carrera, el británico  Froome ha dado “un golpe de autoridad” al no ceder ante el colombiano en el difícil final de la 14ª etapa, ganada por el inglés Stephen Cummings.

“La verdad es que Froome ha dado un buen golpe de autoridad. Nosotros hemos hecho una buena carrera, pero hay que ser realistas: hoy ha sido superior”, dijo nada más entrar en la meta el español Alejandro Valverde, lugarteniente de Quintana. 

“A partir de ahora tenemos que intentar quedarnos donde estamos o avanzar un poquito más. Eso sí: el Tour no está sentenciado para nada, aunque sí muy difícil”, añadió.

Y el murciano advirtió de lo que puede pasar en los Alpes la próxima semana: “De Nairo podemos esperar cualquier cosa. Hoy reventaron Contador, Nibali, Purito, Van Garderen... Otro día puede tocarles a otros, a nosotros mismos o a cualquier otro rival”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)