8 de November de 2013 15:00

A Vettel no lo detuvo el título

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

A Sebastian Vettel no le bastó con coronarse campeón de F1 por cuarto año consecutivo, cuatro carreras antes del final de la temporada en curso. El alemán está empeñado en batir todos los récords posibles en la máxima categoría y para ello sigue acumulando victorias.

La del pasado domingo en Abu Dhabi fue la séptima consecutiva, la undécima del año y la número 37 de su carrera en la F1. Con ella quedó a cuatro de igualar y a cinco de superar los 41 triunfos del mítico brasileño Ayrton Senna, tercer piloto más ganador en la historia de ese deporte por detrás de Michael Schumacher (91) y de Alain Prost (51).

Pero como aún faltan dos grandes premios para que el 2013 baje el telón, no es descabellado pensar que, de mantenerse su racha ganadora, Vettel podría cerrar el año con 39 victorias y 45 'poles' a su haber (actualmente tiene 43).

Por lo pronto, ya igualó la marca de Schumacher respecto de la mayor cantidad de carreras ganadas de manera consecutiva en una misma temporada. Si la próxima semana se impone en Austin, EE.UU., sumará ocho y desplazará a su compatriota en esa lista.

Mientras tanto, la emoción del certamen se centra en la disputa de los subcampeonatos de pilotos, entre Alonso y Raikkonen, y de constructores, entre Mercedes, Ferrari y Lotus.

Multa por el festejo

CELEBRACIÓN. Como en la India, Vettel festejó su triunfo en Abu Dhabi con unas vueltas de trompo en su monoplaza. En aquella ocasión esa conducta le valió una sanción económica por parte de la FIA, que prohíbe ese tipo de maniobras a los pilotos.


COLUMNISTA INVITADO

Alfonso Cucalón

Para describir a Abu Dhabi y su circuito Yas Marina, Montecarlo de Oriente, se agotan los superlativos. Paralelamente, la victoria de Vettel también merece todos los elogios a pesar de que su superioridad hace perder las expectativas en la lucha por la punta. Hay que mirar del segundo lugar hacia atrás para encontrar el espectáculo al que nos había acostumbrado la F1.

Webber con su 'pole' despertó las esperanzas de verlo disputar una victoria, que bien se la merece, para despedirse de la categoría y de la escudería que le dio sus mejores momentos. Pero su carrera fue el reflejo de toda su temporada: mala partida y excelente recuperación para finalizar segundo.

El tercer lugar de Rosberg viene a confirmar la tendencia de las tres últimas pruebas en las que ha sido el baluarte de Mercedes. Se esperaba que la batalla entre los pretendientes al subcampeonato se diera en los talones de los Red Bull, pero Alonso y Hamilton se batieron para terminar apenas quinto y séptimo y Raikkonen quedó eliminado a pocos metros del arranque.

¿Qué nos reservan las dos últimas pruebas? Fernando sigue segundo con 217 puntos conquistados a fuerza de muñeca porque Ferrari parece no reaccionar, y además es acechado por Raikkonen-Lotus y Hamilton-Mercedes, que se muestran más consistentes como conjunto piloto-auto.

En el desenlace de la clasificación final de pilotos pueden jugar roles importantes los coequiperos aguafiestas: Grosjean, Rosberg y Massa, que en final de temporada se muestran muy efectivos, y que serán decisivos para el subcampeonato de equipos en el que Mercedes está mejor armado, pues incrementó a 11 puntos su ventaja sobre Ferrari, que se ve amenazado por Lotus a 33.

Es muy probable que en las dos últimas pruebas, solo podrán aspirar a las sobras de puntos que deje Red Bull, es decir, un menor capital a repartir que tendrán que conquistarlo empleándose a fondo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)