14 de February de 2014 15:25

París acogió una venta de vehículos históricos

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Hace pocos días, el Gran Palacio de Bellas Artes de París fue el escenario escogido por la reconocida firma británica Bonhams para subastar un lote de 300 automóviles de colección.

Antiguos ejemplares Rolls Royce, Cadillac, Citroën, Facel Vega y Mercedes-Benz, entre otros, en condiciones muy variadas, coparon los pasillos de la emblemática edificación ubicada en los Campos Elíseos, mientras esperaban cambiar de propietarios por sumas de dinero muy significativas, dado su nivel de exclusividad.

No obstante, el habitual protagonismo de los bellos y exóticos ejemplares de cuatro ruedas pasó a un segundo plano, pues la muestra incluyó a una invitada que acaparó la atención del público y de los coleccionistas de todo el mundo.

Se trató de la moto Harley Davidson Dyna Super Glide Custom, que la marca estadounidense obsequió al papa Francisco el año pasado, con motivo de su aniversario 110.

El modelo, provisto de un motor con 1 585 cm3, está sin estrenar, pues el Sumo Pontífice nunca la condujo y solo se limitó a estampar su firma en el tanque de gasolina.

[[OBJECT]]

En los días previos al remate, la moto había sido tasada en un valor que oscilaba entre USD 15 000 y 20 000, pero la casa londinense esperaba obtener por ella una cifra mayor, dada la notoriedad de su propietario.

Una vez llegado el día del remate, las ofertas superaron ampliamente las expectativas de Bonhams, pues la 'papamoto' se vendió en la astronómica cifra de USD 284 000 que Francisco destinará a la restauración del hogar de mendigos Luigi di Liegro, en Roma.

"Es posiblemente el mayor récord para una moto Harley Davidson del siglo XXI", dijo Ben Walker, quien dirigió la venta. El responsable de subastas de Bonhams no ocultó su satisfacción, pues en el remate obtuvo 14 veces más de lo que se había previsto.

Fue un comprador europeo de quien no se ha revelado su identidad, quien hizo la oferta más alta por vía telefónica. A los USD 284 000 que pagará por la moto deberá sumar al menos otros 50 000 por gastos ligados con la tramitación de la entrega.

Pero la moto no fue el único artículo que alcanzó un precio de venta récord. Junto con la moto, Francisco recibió una chaqueta de cuero de parte de Willie Davidson, principal de la firma fabricante de motos, que también fue subastada por un precio muy alto.

USD 68 000 fue lo recaudado por la chaqueta, que fue adquirida por una persona diferente, pero que se sumará a la misma donación.

Como el comprador de la moto, el de la chaqueta deberá adicionar al menos USD 7 500 correspondientes a gastos administrativos y de envío para recibir su prenda.

La historia de Francisco con Harley Davidson comenzó en junio pasado, cuando la mítica marca de Milwauke celebraba en las calles de Roma sus 110 años.

Miles de amantes de esas motos se dieron cita en la capital italiana, donde se organizó una serie de actos. El último de ellos fue una concentración alrededor del Vaticano, donde muchos de los participantes acudieron a escuchar la misa del Papa.

Al término de la misma, y tras recorrer el recinto vaticano en su papamóvil, el Pontífice abandonó la Santa Sede para entrar en Roma y bendecir a los motociclistas.

Allí recibió los regalos por parte del dueño de la firma de motos.

Fuentes: EFE y AFP

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)