18 de enero de 2018 14:55

Boca y River sacuden el mercado argentino con pases de prestigio

El nuevo jugador de Boca Juniors, Carlos Tévez, posa con su nueva camiseta durante su presentación oficial en Los Cardales, provincia de Buenos Aires, el 9 de enero de 2018. AFP

El nuevo jugador de Boca Juniors, Carlos Tévez, posa con su nueva camiseta durante su presentación oficial en Los Cardales, provincia de Buenos Aires, el 9 de enero de 2018. AFP

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 7
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las fuertes apuestas de los archirrivales Boca y River por reforzarse para la Superliga argentina y la Copa Libertadores 2018 pusieron en ebullición a un mercado de pases con abundancia de dólares y la tentación en los futbolistas de jugar el Mundial de Rusia 2018.

Las repatriaciones están a la orden del día. Los 'millonarios' riverplatenses trajeron al goleador Lucas Pratto de Sao Paulo de Brasil, en operación récord para el club por 12 millones de dólares. No es algo común en Latinoamérica.

A Boca, en cambio, le salió gratis reincorporar a uno de sus hijos predilectos, Carlos Tevez. “Ni un peso” se pagó, dijo Tevez. El atacante acordó su salida con el club chino Shanghai Shenhua que lo había contratado hace un año por 40 millones de dólares la temporada.

“Me voy a retirar con la camiseta de Boca”, dijo al reafirmar su amor por los colores. Pero no es barato mantener al 'Apache'. Tampoco a Pratto y a la mayoría de los repatriados. ¿Cómo se explica?

Dólar y Mundial 
“La primera razón es que el tipo de cambio en Argentina está retrasado. El dólar está barato. Los clubes se pueden permitir pagar sueldos en dólares, lo que antes era inviable”, dijo a la AFP el empresario futbolístico Guillermo Toffoni.

La tasa cambiaria ronda los 19 pesos por dólar. Economistas consideran que la cotización debería ser mayor. Argentina montó una colosal aspiradora de dólares para inversiones financieras de corto plazo (en la jerga: carry trade) y hay billetes verdes a granel.

El segundo motivo es que los futbolistas “renuncian a ganar un pequeño porcentaje de lo que ganarían en Europa u otras plazas fuertes”, según Toffoni, agente de partidos con licencia FIFA.

“Lo hacen porque prefieren jugar en su país y especulan con el Mundial de Rusia que está a la vuelta de la esquina. La Selección no tiene el plantel ciento por ciento confirmado y jugar aquí es una vidriera (para mostrarse al DT, Jorge Sampaoli)”, dijo Toffoni.

Según Toffoni, “el precio del dólar permite pagar salarios inviables años atrás y un jugador piensa: 'En vez de ganar un millón, gano 800.000, pero estoy en mi país'” .

“Si el tipo de cambio se llegara a disparar, automáticamente se termina este 'veranito'” , analizó.

De vuelta a casa
“Lo que se pagó por mí es mucho para lo que es el fútbol sudamericano” , admitió Pratto, candidato a la Selección.

Los 'xeneizes' sumaron a Emmanuel Mas, por 3,5 millones de dólares, y Julio Buffarini, por 600.000 dólares. Ambos sueñan con vestir la albiceleste.

El club azul y oro fichó al artillero veterano Ramón 'Wanchope' Ábila, de Huracán, aunque la mitad del pase por 1,5 millones de dólares más un jugador a préstamo lo negoció con Cruzeiro de Brasil.

El club de la banda roja trajo al exitoso guardavalla Franco Armani desde Atlético Nacional de Medellín, por unos 4 millones de dólares.

Boca es el líder de la Superliga y River está rezagado al puesto 17, en la mitad del torneo.

Fernando Gaibor (10) del Club Sport Emelec, pelea el balón con Jorge Toledo (2) del Melgar de Arequipa durante el cotejo de la sexta fecha del Grupo 3 de la Copa Libertadores de América jugado en el estadio George Capwell. Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

Fernando Gaibor (10) del Club Sport Emelec, pelea el balón con Jorge Toledo (2) del Melgar de Arequipa.  Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

A nadie le sobra una moneda en el devaluado fútbol argentino, con deudas crónicas, pero River Plate se había capitalizado con los pases de Sebastián Driussi al Zenit de Rusia por 12 millones de dólares, y de Lucas Alario al alemán Bayer Leverkusen por 24 millones.

En la suburbana ciudad de Avellaneda, Independiente vendió el pase de su juvenil estrella Ezequiel Barco al Atlanta United de Estados Unidos por USD 15 millones.

El dinero intentará emplearlo en la transferencia del ecuatoriano Fernando Gaibor, de Emelec (USD 6 millones), o en la del volante de San Lorenzo Fernando Belluschi (USD 7 millones) .

El archienemigo de 'los rojos', Racing Club logró el retorno a sus filas del delantero Ricardo Centurión, desde el Genoa de Italia por 4 millones de euros.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)