5 de febrero de 2015 17:25

Clásico entre Argentina y Uruguay define el Sudamericano Sub 20

Nicolás Tripichio de Argentina y Nahitán Nadez de Uruguay. Fotos: EFE

Nicolás Tripichio de Argentina y Nahitán Nadez de Uruguay. Fotos: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia AFP

Los archirrivales del Río de la Plata, Argentina y Uruguay, batallarán el sábado en Montevideo por coronarse en el Sudamericano Sub-20. Además de la gloria, el campeón gana el pasaje directo a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro-2016.

Ante su gente, Uruguay irá por romper una larga sequía y ganar el torneo que conquistó por séptima y última vez en 1981.

Enfrente, los albicelestes buscan su quinto título sudamericano de la categoría, en la que suman seis Mundiales.

Ambos equipos junto a Brasil y Colombia -que coparon los cuatro primeros lugares del torneo, disputado en suelo charrúa- representarán a la región en el Mundial Sub-20 de Nueva Zelanda-2015.

"El partido ante Uruguay va a ser el más lindo de todos, aunque no se trate de un clásico porque nuestro clásico es Brasil”, dijo el entrenador argentino, Humberto Grondona, a periodistas el miércoles al finalizar el choque por la penúltima fecha, en el que su equipo venció 3-0 a Paraguay.

Fiel a su estilo, la apreciación del entrenador elevó la temperatura en la previa del choque al que Argentina llega con ventaja al sumar diez puntos en la tabla, dos por encima de los celestes a los que sólo les sirve una victoria.

Para Fabián Coito, entrenador de la celeste, su equipo saldrá "a ganar y tenemos oportunidades de lograrlo”.

Previamente, Brasil enfrentará a Colombia, que empató ante Uruguay y llega con seis unidades y debe ganar y esperar que pase en el partido final para acabar segunda y jugar un repechaje con Concacaf por un cupo en Río-2016.

"Dejar todo en la cancha"

Con dos títulos olímpicos en fútbol masculino por lado, Uruguay en los lejanos París-1924 y Amsterdam-1928 y Argentina en Atenas-2004 y Pekín-2008, ambos dejarán todo sobre el campo del mítico estadio Centenario -donde protagonizaron la primera final en la historia de los mundiales en 1930- para estar en Río de Janeiro-2016.

"La final la vamos a jugar a muerte y dejar todo en la cancha”, dijo a periodistas el volante Mauro Arambarri, pilar del mediocampo charrúa y autor de tres tantos en el Sudamericano.

A la solidez de Arambarri y su compañero en el mediocampo Nahitan Nández, los dirigidos por Fabián Coito sumaran la calidad de Gastón Pereiro y Franco Acosta en ataque.

Por su parte, Argentina tiene en sus filas al talentoso Ángel Correa, vital en la generación de fútbol del equipo. Y junto al jugador del Atlético de Madrid estará el máximo artillero del campeonato, Giovanni Simeone.

Viejos conocidos 

La histórica rivalidad entre los dos equipos se suma el pasado reciente que enlaza a los entrenadores Coito y Grondona y a varios jugadores que en el Sudamericano Sub-17 de Argentina-2013 protagonizaron una trifulca al final de un partido.

En aquel encuentro, Argentina remontó el marcador y se quedó con un valioso empate (3-3) ante Uruguay y al final del partido jugadores argentinos se burlaron de sus colegas, lo que desató una trifulca entre integrantes de ambos equipos.

Lejos de aquella disputa ambos equipos se enfrentarán el sábado.

Además de clasificar a los cuatro primeros al Mundial de la categoría, los equipos que ocupen del tercero al sexto puesto van a los Juegos Panamericanos Toronto-2016, para los que ya lograron su lugar Paraguay (quinto) y Perú (sexto).

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)