El material sintético, además de garantizar el rendimiento del deportista, garantiza su seguridad y salud. Foto: Archivo EL COMERCIO

El material sintético, además de garantizar el rendimiento del deportista, garantiza su seguridad y salud. Foto: Archivo EL COMERCIO

Un material ideal para el deporte en pistas

Yadira Trujillo

Un material ideal para las pistas atléticas es el caucho. Este se puede adquirir en rollos, diseñados para mejorar la comodidad en el rendimiento deportivo. El material está hecho de una superficie deportiva prefabricada de caucho sintético, compuesta de dos capas diferentes vulcanizadas conjuntamente. La formulación de la capa superior es diferente a la de la capa inferior o base.

La capa superior clásica de caucho proporciona una resistencia a los clavos de los zapatos y elasticidad. La textura del material no reflectante proporciona tracción y resistencia al deslizamiento, así como drenaje en condiciones de lluvia.

Ricardo Guzmán, gerente general de Casa Guzmán, asegura que estos pisos tienen algunas características importantes. “Este caucho proporciona la combinación ideal de retorno de energía, comodidad, seguridad y durabilidad, tanto en actividades de competición como de entrenamiento”.

Según Guzmán, las pruebas que se han realizado con el producto han demostrado que los atletas consiguen una zancada más larga sobre el piso de este tipo, que sobre cualquier otra superficie deportiva y también una mejora de rendimiento.

La capa inferior o sub base está compuesta de una estructura geométrica en forma de hexágono alargado, deformable en tres dimensiones, que proporciona la combinación óptima de amortiguación, almacenamiento y retorno de energía, explica.

Además, agrega que las pistas de caucho son más tolerantes en las articulaciones de los atletas que otros materiales como la arcilla, el concreto o el asfalto. “Las pistas de arcilla no siempre son tratadas con el mantenimiento adecuado, y es fácil que la humedad, la lluvia y la intemperie en general causen serios estragos e irregularidades en este tipo de material”.

Una pista de caucho con un buen mantenimiento y bien construida puede permanecer en buen estado durante más de 10 años, agrega. El producto es amigable con el medio ambiente y no tóxico.