La madera con sus vetas naturales es una opción para el mobiliario. Foto: Archivo / EL COMERCIO

La madera con sus vetas naturales es una opción para el mobiliario. Foto: Archivo / EL COMERCIO

La decoración se inspira en la naturaleza a través de materiales y diseños

Yadira Trujillo Mina. Redactora (I)

Materiales naturales, que otorguen paz y armonía, lideran la lista de tendencias preferidas por interioristas. No se trata de crear ambientes similares a bosques o selvas. Consiste en llevar elementos de esos espacios al interior de la vivienda. En la lista está la madera con sus ‘imperfecciones’, los tejidos o los diseños de plantas y animales.

El mobiliario y los acabados para la decoración son los elegidos para aplicar esa tendencia mundial.

La plataforma digital Forbes México la ubica entre las cinco que se imponen con mayor fuerza en la decoración de este año. El sitio resalta materiales como el corcho o la terracota, que empiezan a desplazar a los materiales artificiales.

“La madera estará presente en lugares inesperados, como techos y paredes, volviéndose un elemento clave para dar un toque estilizado a la casa”.

En la elección de muebles, los especialistas se inclinan por las maderas naturales en tonos claros, que sean simples, pero modernos. Esos tonos brindan tranquilidad a quienes habitan el espacio.

Los muebles lucen durmientes recuperados.

Los muebles lucen durmientes recuperados.

La interiorista Ángela Hoyos asegura que el gusto por lo natural se debe a la búsqueda de una nueva forma de vida, más sencilla, relajada. Ahora, esa se caracteriza por un ritmo acelerado, frenético y de estrés.

En el sitio web especializado del Estudio Quinta Fachada se define ese ritmo de vida como artificial, en el que la decoración con elementos de la naturaleza, en su forma pura, se convertirían en un nuevo estilo de vida de paz.

Hoyos dice que la casa debe ser el lugar para relajarse y eso es posible con ambientes creados a partir de materiales que expongan su naturalidad, su imperfección.

Al aplicar esta tendencia, la interiorista menciona que es importante mantener la estética de un ambiente, sin saturar ni restar su concepto de diseño. “Es por esa razón que se aplica en mesas auxiliares, esculturas y otros objetos”.

Un ambiente social gana calidez con un puf de estera.

Un ambiente social gana calidez con un puf de estera.

La interiorista María Fernanda Andrade habla de esta tendencia como una apuesta por lo orgánico. Asegura que, en el diseño interior, la mezcla de elementos es, cada vez más, una alternativa para ambientes más acogedores.

Andrade explica que, por más moderno que sea un ambiente, se pueden introducir detalles de madera natural en objetos decorativos o a través de complementos como lámparas o cuadros que tengan toques muy sutiles.

La flora y fauna está plasmada en ese papel tapiz.

La flora y fauna está plasmada en ese papel tapiz.

Detalles de la naturaleza también se plasman en revestimientos. El papel tapiz con diseños de plantas o animales, por ejemplo, es una opción que la interiorista recomienda aplicar en una sola pared de un espacio. Así se convertirá en un punto de atención, sin restar armonía al sitio.

Los tejidos con fibras naturales, y algunos artificiales que simulan materiales naturales son otra alternativa. Pufs a base de esteras tejidas, bancos o almacenadores de mimbre y mobiliario de ratán se utilizan como complementos de salas, dormitorios o estudios.