Acquaviva viene de una familia que se dedica a la sastrería desde hace dos generaciones. Foto: Vicente Costales / CHIC!

Acquaviva viene de una familia que se dedica a la sastrería desde hace dos generaciones. Foto: Vicente Costales / CHIC!

Luciano Acquaviva diseña comodidad

Ana Cristina Alvarado  (I)
[email protected]

Luciano Acquaviva visitó Ecuador la semana anterior y antes de viajar a Guayaquil, donde fue uno de los invitados internacionales para la celebración del aniversario de Buggatti, conversó con Chic! en Quito sobre su propuesta para la moda masculina.

El diseñador italiano llegó con un traje que habló por sí solo sobre la filosofía de Acquaviva a la hora de diseñar: con el color quiere expresar alegría, con los cortes quiere dar comodidad y el traje a la medida es sinónimo de elegancia y exclusividad. Al mismo tiempo, el creativo demostró que diseña para hombres modernos, que están al tanto de la moda y se atreven a llevar zapatillas, eso sí, con un estilismo muy pulido.

Acquaviva viene de una familia que se dedica a la sastrería desde hace dos generaciones. Su abuelo y su padre dirigieron la empresa Acquaviva, de trajes, y Luciano se atrevió a separarse de la empresa familiar y plasmar su visión de la moda el año en que él cumplió 40.

El terno que lleva Acquaviva en la foto y los que están detrás son creaciones de su marca 0909 Fatto in Italia. Esta firma nació hace dos años con la filosofía de diseñar chaquetas, que se acomoden como una segunda piel al cuerpo.

Las hombreras y los cortes anchos en la espalda fueron descartados. El interés de Acquaviva era crear una pieza que le de libertad a quien la use, que refleje un estilo casual y urbano sin perder la elegancia. Es así que el corte del hombro es redondeado, respetando la forma natural de la figura.

La chaqueta de 0909 Fatto in Italia no es un accesorio para cubrirse del frío sino para lucir. Para el verano, por ejemplo, los diseños prescinden del forro interno. Son muy ligeras y la tela también se caracteriza por tener una tecnología que mantiene la frescura.

Para este verano, esta marca italiana propone colores que invitan a disfrutar el calor: blanco, celeste, rojo, verde, gris, azul y tejidos entramados que también juegan en esa gama de colores.

“Vienen colores no tradicionales. El traje oscuro te va a hacer sentir triste. Si quieres estar relajado y feliz, el traje tiene que permitirte expresar eso”, dice el diseñador italiano.

Acquaviva asegura que no sigue las tendencias sino que diseña de acuerdo con su visión de cómo deben lucir los hombres. “Lo que importa es la psicología de las personas”, finaliza.