15 de enero de 2017 00:00

Planificaciones

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 14
Ing. José M. Jalil Haas

En tiempos de elecciones, para elegir Presidente de la República es de suma importancia el conocer y evaluar las propuestas de los candidatos.

Las propuestas serias deben exhibir planificaciones confiables, no elucubraciones teóricas. No debemos olvidar que la planificación es la columna vertebral del desarrollo de un país, cuando la misma es hecha de manera seria y basada en datos que sean sustentables.

Considero sinceramente que los datos que se basan en el comportamiento humano no son sólidamente sustentables: son dependientes de circunstancias, de actitudes y de estados de ánimo. Por eso cuando escucho hablar de “propensión al consumo” o de “índices del consumo” sencillamente desconfío de que este tipo de resultados pueda ser una base para cualquier planificación. Son una “fotografía” o una “instantánea” de una realidad volátil.

Quien toma estas variables como base para una planificación sin complementar las mismas con datos realmente técnicos (los datos de comportamiento social pueden ser técnicos en cuanto a su mecanismo de obtención, mas no lo son en cuanto a una base de planificación), que establezcan conclusiones basados en datos reales y científicos, probados en su calidad de ser utilizados de manera repetitiva y generando resultados de certezas predecibles, va a fallar en sus predicciones casi siempre.

Por esta razón quienes normalmente toman indicadores sociales, sin complementar los mismos con información realmente técnico - científica, para planificar el rumbo de un país, son los que han “ideologizado” de manera dogmática su profesión. Debe ser claro para la comunidad, que quien es presa de los dogmatismos, sean estos políticos o religiosos, esta en un caldo de cultivo más propicio para ideologizar o dogmatizar las profesiones. Quienes han llegado a este punto procuran, cuando llegan al poder, uniformizar el pensamiento de las poblaciones, con la única finalidad de que sus teorías puedan cumplirse y sus predicciones puedan ser acertadas. Lamentablemente para ellos y afortunadamente para la humanidad el ser humano es variable y diverso en su pensamiento y este depende fuertemente de las condiciones y de las características de los momentos.

Los dogmatismos de cualquier tipo, generan rigidez en los pensamientos y estrechan los caminos del progreso y de la prosperidad. Solamente funcionan en base a ideas fijas y se trasladan por caminos rodeados de muros de pensamientos enquistados en sus propios dogmas. No hay mayor peligro para el progreso que el dogmatismo. Los ejemplos abundan, donde esas rigideces han mostrado su rotundo fracaso. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (1)