29 de November de 2012 00:00

El fantasma de los apagones en Orellana

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Es irónico que en esta provincia amazónica que produce diariamente 315 000 barriles de petróleo, padezca desde hace más de una década el cáncer de los apagones. Y nadie dice nada... Las soluciones parche hacen que las lluvias, los truenos, los relámpagos, el vientos y otras excusas baratas causen interrupciones a diario en este pésimo servicio que ocasiona pérdidas económicas al pequeño comerciante, artesanos, restaurantes, etc.

Las audiencias en los juzgados se suspenden y se posterga la justicia. En Orellana 'todos lo comentan, nadie lo delata, como la canción de Juanito alimaña' nadie opina a fin de no ser visto como enemigo del Régimen o contrario a la revolución, porque el que hace uso de la libertad de expresión contra estas necesidades insatisfechas, es instigador, subversivo, alarmista y ganador de otros calificativos, a lo que se suma la costumbre de un servicio eléctrico caro y malo. Las calles en las noches lucen obscuras, pese al pago de alumbrado público. El proyecto hidroeléctrico Coca-Codo es la solución y el Sumak Kawsay está lejos de este sector... ¿Quién le pone el cascabel al gato?

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)