23 de noviembre de 2016 00:00

Tras las elecciones en EE.UU.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Rodolfo Bueno

Trump ha logrado lo imposible, derrotar a los neocon, una transnacional oligárquica que pretende imponer el nuevo orden mundial mediante la globalización. Su triunfo sobre el establishment es meritorio porque abre las puertas para que EE.UU. no utilice la guerra como salida a la crisis económica y genere una política que cree fuentes de trabajo y permita a la economía de mercado crecer, y no sólo a las finanzas especulativas. Quienes lo acompañan son conservadores inteligentes que no tratan de mantener hegemonías a cualquier precio sino de recuperar el real poderío americano.

Ahora le toca a Trump la tarea más difícil, plasmar en realidad sus propuestas. Por lo pronto es esperanzador que coincida con Putin en la necesidad de mejorar las relaciones diplomáticas, económicas y comerciales entre sus países, actualmente poco satisfactorias, y en unificar esfuerzos para combatir al terrorismo internacional y el extremismo, principales enemigos de la humanidad.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)