2 de enero de 2016 00:00

Los caballos de troya

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 40
Alfredo Gallegos Chiriboga

La ciudad de Troya resistió durante largo tiempo el acecho del ejército ateniense. Este, sin saber cómo penetrarla mediante el uso de la fuerza planeó un ardid. Como manifestación de admiración y agradecimiento a la diosa Atenea, que los había mantenido con vida y que, por lo tanto, les permitiría el regreso inmediato y pacífico a Atenas, enviarían un regalo para los troyanos que representaría aquella postura.

Convencidos los ciudadanos asediados de que ese reconocimiento era valedero aceptaron el homenaje y permitieron que un enorme caballo de madera traspasara las murallas. La ciudad fue tomada e incendiada hasta dejarla en cenizas.

Esto puede pasar cuando se deja de luchar para recibir mensajes engañosos. Atentos a los caballos de Troya.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (10)
No (0)