Según expertos, dormir siestas podrían traer beneficios como el aumento de la productividad en el trabajo

Según expertos, dormir siestas podrían traer beneficios como el aumento de la productividad en el trabajo. Foto: CollegeDegrees360/Flickr

#dedóndesalió

Seis razones por las cuales siempre deberías dormir una siesta 

Ayayay - Red de Noticias Albavisión (I)

Si ya nos cuesta levantarnos por las mañanas, sabemos el esfuerzo extra necesario para aguantar después de almuerzo. En el colegio, la universidad o en el trabajo, es difícil mantener la concentración después de comer. Sientes como tus párpados pesan y la cabeza se balancea de un lado a otro, un segundo que cierras los ojos y ya te pones a soñar.

El hecho es que dormir la siesta tiene muchos beneficios para la salud, las relaciones laborales y personales, además de que te hacen ser mucho más productivo. A continuación te daremos seis razones por las que dormir siesta te ayudará a ti y a tu entorno.

Tu día de trabajo será más agradable

Si sientes que no estás dando el 100% en el trabajo, como si arrastraras el cuerpo, entonces considera una siesta para volver a la vida, dormir la siesta es un medio para rejuvenecer la mente y el cuerpo y tiene un efecto positivo en la calidad de vida. El cuerpo descansado, incluso durante un corto período de tiempo, permite que los sistemas del cuerpo se equilibren. Esto se traduce en más eficiencia, así como el trabajo más gratificante, dice el doctor del sueño Larry Altshuler.

Se aumenta la productividad en el trabajo

La siesta mejora el estado de alerta, agudiza la memoria y reduce la fatiga, todo lo cual nos hace más productivos. Nos ayuda a funcionar mejor y nos ayuda a hacer más cosas. Un breve descanso en la tarde, en torno a la hora del almuerzo, es recomendable. “Este es el tiempo habitual que nuestros cuerpos y mentes se cansan y no están funcionando, así que la siesta refresca el cuerpo y la mente para que pueda seguir trabajando con eficacia el resto del día”, menciona Altshuler.

Se puede reducir la ansiedad y la depresión

Si te sientes irritable, triste, o tenso, lo mejor es dormir más a menudo. Los cuerpos de personas que están estresadas ​​(física y/o mental) producen sustancias como el cortisol, catecolaminas y neuropéptidos, que les ayudan a conseguir las cosas sobre una base a corto plazo sin efectos nocivos.

Sin embargo, a largo plazo, la producción sin oposición de dichas sustancias puede afectar negativamente el sistema inmune y los órganos vitales, causando muchas condiciones médicas. Entre estas puede ser ansiedad, depresión y problemas de concentración o memoria. La siesta disminuye la producción, evita los efectos nocivos de estas sustancias y ayuda a evitar que se dañen los tejidos del cuerpo.

Fortalece sus relaciones profesionales y personales

Cuando te enojas con tu pareja, un amigo o un colega, podría ser el resultado de un simple deseo: una siesta. Las personas estresadas ​se enojan, se irritan, o simplemente son más difíciles de tratar. Si las hormonas (tanto hombres como mujeres) se desequilibran, las emociones son más frágiles y una siesta puede eliminar el estrés y reequilibrar las hormonas.

Si se realiza correctamente, la siesta no va a interferir con tu noche de sueño

Probablemente has escuchado que las siestas dificultan tu sueño en la noche, es cierto. Pero si duermes correctamente es beneficioso. “30 minutos es la duración óptima de una siesta. Más largas o más cortas no proporcionan los mismos beneficios, aunque cada persona varía y se debe encontrar la duración óptimo para cada uno. Una hora debe ser la máxima duración”, explica Altshuler.

Puede ayudar a vivir más tiempo

Los estudios dicen que cerrar los ojos para la siesta disminuyen las tasas de mortalidad por enfermedades del corazón en los países en los que son comunes siestas por la tarde (el Mediterráneo y América Latina). Por lo que ya sabes cuando quieras tomarte un siestecita, tiene 6 razones que te dan la razón para hacerlo sin culpa y demostrar que el beneficio es para todos.