Si amaneces de mal humor puede que hayas pasado una mala noche con tu pareja. El sexo influye en el estado de ánimo de las personas. Foto: Pixabay.

Si amaneces de mal humor puede que hayas pasado una mala noche con tu pareja. El sexo influye en el estado de ánimo de las personas. Foto: Pixabay.

#Orgánica

El mal sexo sí se refleja en tu estado de ánimo

David Landeta 
Redactor (I)

Seguramente el sexo no es la única causa para estar de mal humor, pero sí es una de las más importantes. Y obviamente, después de una noche placentera con tu pareja, de seguro afrontarás el día a día con otra actitud. Una buena relación sexual va más allá del placer físico, influye en el aspecto emocional y psíquico esta es la razón para que intervenga en el estado de ánimo de las personas.

La clave para entender la importancia del sexo, como casi todo lo relacionado con el cuerpo humano, está en el cerebro y además en la sangre. Las hormonas sexuales están con nosotros toda la vida y son estas las que influyen nuestro comportamiento en cuanto al sexo. Se producen en los testículos y ovarios y llegan al cerebro y al sistema nervioso.

Una publicación del Doctor Ignacio Camacho, biólogo de la Universidad Autónoma de México, afirma que las hormonas sexuales, estradiol y progesterona en las mujeres y testosterona, en los hombres; influyen en varios aspectos, entre ellos: la memoria y el estado de ánimo. Ahí está otra de las claves para entender la influencia de las relaciones sexuales en el comportamiento.

Esteban Rodríguez, psicoterapeuta integral, explica mejor el funcionamiento de las hormonas sexuales en el cuerpo. Él aclara que los seres humanos tenemos unas hormonas que se relacionan directamente con el cerebro y esto influye en el estado de ánimo, además con nuestras propuestas para querer y para amar.

Rodríguez también asegura que el sexo se lo puede relacionar con la ingesta de alimentos ¿Por qué? Bueno, esto se debe a que es una necesidad fisiológica elemental de los seres humanos y por lo tanto, debemos satisfacerla. La analogía es sencilla: si no comemos bien, no estamos de buen humor y si no tenemos buen sexo, tampoco.

Pero llegar a tener una buena relación sexual no solo depende de cómo se den las cosas con tu pareja, también depende de ti. Según Rodríguez “Si no sabes hacer el amor contigo mismo, como puedes hacerlo con alguien más”. La sexualidad comienza en uno mismo y luego se expande hacia la pareja y esa es una de las claves del buen sexo.

Por eso, si en las mañanas ves a una persona de mal humor, aunque haya muchas causas, una de ellas puede ser que tuvo una mala noche de sexo. Por otro lado, si te sientes triste, deprimido o estresado el buen sexo puede funcionar como un antidepresivo natural.