Científicos japoneses encontraron evidencias concluyentes de la cantidad de líquido tras analizar en profundidad un fragmento lunar caído tiempo atrás en el Norte de África.

Científicos japoneses encontraron evidencias concluyentes de la cantidad de líquido tras analizar en profundidad un fragmento lunar caído tiempo atrás en el Norte de África. Foto: Pexels

#paraquecaches

Una piedra lunar podría guardar un secreto sobre la vida en la Luna

Infobae - Red de Noticias Albavisión. (I)

Que hay agua en la Luna no es un descubrimiento nuevo. Diferentes misiones espaciales han detectado en los últimos años hielo en los polos del satélite terrestre, y en la profundidad de algunos cráteres.

Sin embargo, los astrónomos consideraban que su presencia era muy reducida, y que estaba concentrada en ciertos puntos de la superficie lunar. Por eso es tan revolucionario el descubrimiento de los científicos de la Universidad de Tohoku, que aseguran haber probado que en la Luna hay mucha más agua de la que se creía.

El hallazgo se produjo al analizar 13 fragmentos de un meteorito caído tiempo atrás en una zona desértica del Norte de África. El cuerpo provenía de un área de la Luna llamada Procellarum Terrane.

En una de estas piedras encontraron moganita, un mineral que sólo puede formarse contacto con el agua. Es la primera vez que se detecta su presencia en una roca lunar. "La moganita es un cristal de dióxido de silicio similar al cuarzo. Su existencia sugiere con fuerza que existe actividad de agua en la Luna", dijo Masahiro Kayama, el director del equipo de investigadores japoneses.

La principal hipótesis es que se formó a través de la progresiva evaporación de agua por efecto de los rayos solares. Lo que prueba que no pudo haberse formado luego de caer en la Tierra es que sólo se halló en uno de los 13 fragmentos del meteorito.

"Si la moganita se generó cuando el meteorito lunar quedó a la intemperie en la Tierra debería haber moganita en todas las muestras que cayeron a la Tierra al mismo tiempo. Pero este no es el caso", sostuvo el científico.

Sus estimaciones indican que cerca del 0,6% del peso lunar se explica por el agua. De confirmarse estos cálculos, podría haber una verdadera revolución, ya que se potenciaría de manera fenomenal la posibilidad de crear asentamientos humanos en la Luna.