23 de junio de 2016 20:55

La vía Papallacta-Baeza se abrirá parcialmente dependiendo del clima

Fila de vehículos en la vía Papallacta-Baeza este jueves 23 de junio del 2016. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

Fila de vehículos en la vía Papallacta-Baeza este jueves 23 de junio del 2016. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 0
Evelyn Jácome

La vía Papallacta-Baeza se abrió al tránsito vehicular a las 16:00 de este jueves 23 de junio del 2017, luego de permanecer cerrada 20 horas. Se habilitó un solo carril y bajo la supervisión de técnicos del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), quienes se encontraban en la zona.

La noche del miércoles 22, se registraron dos derrumbes de magnitud. Uno en el kilómetro 55, sector del Río Molana y otro en el kilometro 72 en el sector de San Victor. El Ministerio tomó la medida de cerrar la vía desde Papallacta hasta Baeza. Cientos de vehículos hicieron en ambos extremos con intenciones de pasar, pero por seguridad, no se los permitió.

En el lugar de derrumbe estaba Gabriela Espin, subsecretaria de la Regional 2 del Ministerio, quien explicó que la maquinaria trabajó las 24 horas y en lapsos oportunos, cuando el clima se los permite, están intensificando las labores.

Las lluvias han provocado la desestabilización del talud y un contínuo desprendimiento de material rocoso, piedra fina. Lo que es un verdadero peligro para las personas. El paso de los vehículos podría desestabilizar más aún el talud', señaló.

La fila de automotores terminaba en el paso lateral de Papallacta. Conductores de camiones, tráilers, camionetas, winchas, buses de las cooperativas Putumayo y Loja, esperaban desesperados que se abriera el paso. Algunas personas prefirieron caminar a pesar de que en la zona caía una ligera llovizna.

A lo largo del primer trayecto, entre la Virgen y la laguna de Papallacta se contabilizaron al menos cuatro derrumbes pequeños en la vía, sobre la mitad del carril derecho.

A partir del kilómetro 30 se observaban derrumbes de mayor tamaño.en el kilómetro 37 estaba el primero. La tierra cubrió uno de los dos carriles y una retroexcavadora limpiaba la tierra de la calzada.

Vehículos en fila esperaban la reapertura de la vía Papallacta-Baeza

En el 39, otro derrumbe grande a la altura del río Chalpi Grande: un riachuelo arrastró troncos y piedras a la vía. Un vehículo pequeño pasaría con dificultades.

En el kilómetro 41 la tierra acumulada en los lados de la vía alertaban que la calzada ya fue limpiada. Lo mismo se repitió otro kilómetro más al oriente.

Antes de llegar a Cuyuja, la tierra se llevó incluso las cercas metálicas ubicadas a los lados de la vía y un poste estaba a punto de caer. A las 15:30 la lluvia no dio tregua. Por cada una de las hendiduras de las montañas bajan "ríos" delgados de tierra y lodo.

Según la Funcionaria, la vía volverá a cerrarse en la noche. Las autoridades recomiendan tomar como ruta alterna la vía Ambato-Baños-Puyo. Se advirtió también que no se puede anticipar una hora de apertura definitiva, todo dependerá de las condiciones climáticas.

Los conductores que se dirigen hacia las provincias de Napo y Orellana, en la Amazonía ecuatoriana, deben tomar precauciones.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (1)