6 de julio de 2015 10:29

Miles de vendedores coparon los alrededores de Samanes

Alrededor de 4 000 comerciantes autónomos venderían sus productos en los alrededores de Samanes. Foto: Evelyn Tapia/ EL COMERCIO.

Alrededor de 4 000 comerciantes autónomos venderían sus productos en los alrededores de Samanes. Foto: Evelyn Tapia/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Evelyn Tapia

Cruces, binoculares, rosarios, crucifijos, gorras, parasoles, banderas y cuadros, todos con la imagen del segundo Pontífice que visita Guayaquil. De acuerdo con la Cancillería, alrededor de 4 000 comerciantes autónomos venderían sus productos en los alrededores de Samanes.

Aunque la llegada del papa Francisco al Parque Samanes está prevista pasadas las 11:00 de este lunes 6 de julio del 2015, comerciantes de varias ciudades del país se ubicaron en los alrededores del sitio desde el fin de semana.

Mientras decenas de feligreses caminan hacia el templete, los vendedores aprovechan los fuertes rayos de sol que comenzaron intensificarse desde las 09:00, para ofrecer bebidas heladas y botellas de agua, gorras y viceras. Digna Reyes, por ejemplo, llegó con tres baldes de jugo de naranja y ensalada de frutas. "Madrugamos para tener un puesto aquí, ojalá vendamos todo, hay demasiada gente y están regalando agua", comentó la comerciante guayaquileña.

Como ella, otros vendedores que decidieron vender bebidas en el lugar se mostraron preocupados debido a que la organización del evento colocó puntos de entrega de agua gratuitos.

Los voluntarios están entregando paquetes con una decena de fundas de agua adentro, y a esta hora, la avenida Paseo del Parque (en el sector de entrada al Estadio Cristhian Benítez) está repleta de fundas vacías, además de otros desperdicios alimenticios, pues en esa zona el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) dispuso 167 carpas para más de mil comerciantes.

Alrededor de 4 000 comerciantes autónomos venderían sus productos en los alrededores de Samanes. Foto: Evelyn Tapia/ EL COMERCIO.

Rosa Toledo, una de las comerciantes que se inscribió en el MIES para tener un espacio en las carpas, se lamentó de que la organización no haya dispuesto los espacios de acuerdo al tipo de producto. Ella, que vende monederos bordados con la imagen del Sumo Pontífice, fue ubicada en una zona con vendedores de comida.

"Aquí no se veían mis productos, porque las cajas de agua me tapaban y no se vendía nada, me tocó salirme de la carpa a la vereda para que los que entran caminando vean lo que traje", cuenta esta comerciante de 53 años.

Los comerciantes que se inscribieron en el MIES son los únicos que cuentan con camisetas que los identifican, son prendas grises con el logotipo laico del papa Francisco que diseñó el Gobierno y están ubicados en toda la avenida Paseo del Parque; sin embargo, los comerciantes informales que no tuvieron carpas transitan a pie por el sector sin ninguna restricción, y ocupan puestos a lo largo de toda la avenida Francisco de Orellana.

Entre los comerciantes que se apostaron en esta vía está el azogueño Guillermo Macancela, que vive hace 60 años en Colombia, pero regresó para conocer por segunda vez a un Papa. Macancela talló 1 000 cruces de madera con el mensaje: "No sirve de nada la riqueza en los bolsillos cuando hay pobreza en corazón", que cuestan USD 1.

"Yo vine hace 30 años a conocer a Juan Pablo II, también traje cruces para vender, pero en Quito. Ahora, a mis 81 años, espero conocer a Francisco", cuenta Macancela, que llegó con su sobrino y yerno colombianos.

La mayoría de camisetas conmemorativas que se venden (hasta 2 por USD 5) en la zona tienen impresas imágenes similares, con el logotipo de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana, pero Diego Ordóñez, de 21 años , diseñó nueve modelos exclusivos con la imagen del Papa como caricatura adaptada a emoticones de Whatsapp. Cerca de las 09:00, el joven estudiante de comunicación ya había vendido unas 500 camisetas, de las 1 000 que llevó al sitio.

Entre los artículos llamativos que se venden en el lugar también están los cuadros con la imagen del Papa pintados a mano por el orense Víctor Jiménez, y los sombreros con forma de parasol de colores que se venden por USD 2.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)