11 de April de 2010 00:00

Varsovia reserva una acogida real al presidente difunto

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

AFP

Con conmoción y dolor, los varsovianos reservaron el domingo una acogida real a su difunto presidente, Lech Kaczynski, muerto en un accidente aéreo el sábado en Rusia y cuyos restos mortales fueron repatriados el domingo a Polonia.

En el aeropuerto militar Okecie de Varsovia, se desplegó una alfombra roja para recibir al féretro del presidente, que los militares bajaron a hombros de un avión militar.

Al son de la Marcha Fúnebre de Frederic Chopin, el cuerpo del presidente fue llevado en coche fúnebre hasta al palacio presidencial, en el centro de la capital polaca.

Una multitud lo esperaba a lo largo de los 12 km de trayecto del cortejo. A su paso, los varsovianos enarbolaban banderas blancas y rojas con citas negras como señal de duelo, lanzaban flores o se arrodillaban sobre el asfalto.

“Lo he visto, he visto el féretro del presidente, cubierto de una bandera blanca y roja”, afirma Witek, de 10 años, que esperó más de dos horas junto a su padre el paso del cortejo fúnebre. “ Hice como me dijo mi mamá, el signo de la cruz”, agrega.

El coche fúnebre circulaba con lentitud. En algunos lugares podían oírse aplausos, en otros, un silencio completo, prueba de un profundo recogimiento. Más lejos, cantos patrióticos y campanas de iglesias.

A la llegada del cortejo frente al palacio presidencial, donde se habían reunido varios miles de personas, la multitud cantó el himno nacional.

“Qué otra cosa podemos hacer sino rendirle homenaje, simplemente estar aquí, recordar su memoria, compartir el dolor de su familia y el de todas las familias que sufren”, declaró Maria Kuczynska, de unos 50 años, con los ojos llenos de lágrimas.

“Creía que habría dos féretros, el del presidente y el de su esposa Maria Kaczynska. Siempre estuvieron juntos, creo que el presidente habría querido que su esposa lo acompañase en este trayecto”, afirmó por su parte Zuzanna Skarzewska, de 24 años.

“Pero no fue posible, su cuerpo tal vez no pudo ser identificado”, considera. “Este día quedará gravado en mi memoria”, agrega.

Sólo el cuerpo del presidente fue repatriado desde Smolensk (oeste de Rusia) tras haber sido identificado el sábado por la noche por su hermano gemelo, el ex primer ministro polaco Jaroslaw Kaczynski, que se desplazó inmediatamente al lugar de la catástrofe aérea.

Los cuerpos de las otras 95 víctimas del accidente, entre ellas numerosos altos responsables políticos y militares polacos, fueron llevados de Smolensk a Moscú. Sus familiares se dirigían el domingo a la capital rusa para identificarlos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)