9 de octubre de 2015 00:00

15 unidades de salud son parte de la prevención en Los Chillos

El Hospital Básico de Sangolquí dejaría de atender con la llegada del móvil. Foto: Pavel Calahorrano/ EL COMERCIO.

El Hospital Básico de Sangolquí dejaría de atender con la llegada del móvil. Foto: Pavel Calahorrano/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Valeria Heredia

También la salud es parte de los planes de contingencia previstos para el valle de Los Chillos (jurisdicciones de Quito y Rumiñahui), frente a una posible erupción del volcán Cotopaxi. En esta zona se han identificado unidades de salud que serían afectadas por tres situaciones: lahares, caída de ceniza y colapso de estructuras, dependiendo de la magnitud del evento y de los vientos.

Un hospital básico y 14 centros de salud están en zonas de riesgo. La mayoría está en el cantón Rumiñahui. En esta jurisdicción se contabilizaron 11 establecimientos; de estos cuatro (tres centros de salud y el hospital) serían afectados por lahares. El resto (siete), serían vulnerables a la ceniza o daños estructurales; este último será evaluado, para determinar si puede operar.

El Hospital Básico de Sangolquí está en la avenida Luis Cordero, sector de El Aguacate. La infraestructura está a 100 metros del río Santa Clara. Actualmente, se atiende a una media de 101 393 personas al mes, según datos del Distrito de Salud del Ministerio del ramo.

El plan de contingencia incluye restablecer el hospital en otro lugar; esto se lo hará con el funcionamiento de un hospital móvil. Los pacientes, que se atienden en el actual hospital, irían al nuevo establecimiento, que contará con hospitalización, consulta externa y más.

Esta estructura vendría de Guayaquil y se ubicará en el recinto militar Las Malvinas, vía a Amaguaña.

El centro de salud de Selva Alegre sería trasladado a Jatumpungo. Foto: Pavel Calahorrano/ EL COMERCIO.

Mariana Méndez, analista de Gestión de Riesgos del Distrito de Salud Rumiñahui-Mejía, sostuvo que se está gestionando su llegada. “Estamos a la espera de que termine su agendamiento de cirugías y citas. Una vez que eso termine vendrá”.

Otra de las opciones es que se dé un cambio de alerta: de amarilla a naranja. En ese caso, el hospital vendría inmediatamente. “Tiene dos quirófanos, servicios similares a los del hospital y tecnología”, dijo.

También, hay tres centros de salud que serían afectados. Son Rumipamba, San Fernando y Selva Alegre. En los dos primeros se atiende a unas 300 personas y, en el último, a 700 pobladores. Su cercanía a los ríos Pita y Santa Clara los hace vulnerables, por el posible paso de los lahares. Se contempla su cambio a otros centros de salud asentados en sitios seguros: Curipungo y Jatumpungo.

Hay otro escenario que se contempló; ¿qué hacer frente a una evacuación? Aquí se plantea la activación de las brigadas de salud para atender emergencias en los albergues.

En las calles del cantón Rumiñahui hay dudas sobre lo que puede ocurrir con el hospital. Sara Chérrez tiene un local en El Triángulo, en San Rafael. Está a pocos metros del cauce del río Pita. Pese a que no acude seguido, aseguró que es necesario que se proporcione más información sobre el sitio en el que estará la infraestructura. “Necesitamos saber qué pasará para estar preparados”.

Lo mismo dijo Marcia Pérez, trabajadora. Está cerca del río Santa Clara. Relató que no han recibido información sobre el sistema de salud. “Hace unas semanas nos entregaron unos carteles con información, pero nada relacionado con el hospital. Necesitamos para saber qué hacer y prepararnos”.

Centros de salud de Quito

Los establecimientos de salud, en las parroquias de Los Chillos, pertenecientes al Distrito Metropolitano, no serían afectados por los lahares. Pero tendrían otras secuelas: la caída de ceniza y la afluencia de personas de las zonas de riesgo.

En esta zona hay nueve centros de salud. Son: Conocoto, Amaguaña, Cuendina, Tolóntag, Píntag, La Merced, Alangasí, El Tingo y Guangopolo. Los tres últimos tendrían una mayor afectación por estar en la zona de influencia. Aquí se atiende a unas 150 personas.

El plan de contingencia para los centros que no están en zona de riesgo consiste en la capacitación del personal. En caso de una emergencia trabajaría el contingente completo para atender a la ciudadanía. Así lo indicó Juan Carlos Enríquez, Distrito de Salud 17 de Conocoto. Mientras tanto, los centros de salud que están cerca a la zona de influencia serán evaluados. También, se dio mantenimiento a las estructuras para evitar que colapsen.

“Estamos preparándonos para acoger a las personas”. Ante esto se han realizado reuniones para solicitar un contingente de profesionales de la salud para que presten sus servicios.
En las instituciones privadas, de ambos cantones, hay definidos planes de emergencia que incluyen varias acciones.

No olvide

Ubicación 

Consulte el lugar en el que podría ubicarse el Hospital Móvil, que operaría en lugar del Hospital Básico.

Las vías

Conozca cuáles son las calles que conducen hasta este establecimiento y los centros de salud.

El botiquín

Lleve en su mochila un kit con: gasas, alcohol, curitas, vendas, pastillas, guantes y demás medicamentos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)