15 de marzo de 2016 00:00

La unidad tiene precandidatos a asambleístas

(De izq. a der.) Paúl Carrasco, lidera el movimiento Podemos, Mauricio Rodas, apoya con su partido Suma, Jaime Nebot, otro líder de la unidad, Ramiro González, del movimiento Avanza, fue el último en sumarse. Fotos: EL COMERCIO

(De izq. a der.) Paúl Carrasco, lidera el movimiento Podemos, Mauricio Rodas, apoya con su partido Suma, Jaime Nebot, otro líder de la unidad, Ramiro González, del movimiento Avanza, fue el último en sumarse. Fotos: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 80
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 59
Lineida Castillo

Las reuniones son reservadas y se realizan cada martes desde enero pasado, cuando otra fuerza se sumó al frente de Unidad, formado por líderes de oposición al Régimen. De forma estratégica, sus cabezas visitan distintas ciudades del país y hoy (15 de marzo del 2016) le toca el turno a la capital azuaya.

El pasado 19 de enero, el prefecto de Morona Santiago, Marcelino Chumpi (Pachakutik), y los líderes de Madera de Guerrero, Participa, Podemos, Suma y Avanza anunciaron que el frente busca “una convergencia legislativa” para sumar curules y derogar las reformas constitucionales aprobadas el 2015.

Coincidencialmente, los dos últimos movimientos tanto del alcalde de Quito, Mauricio Rodas, como del exprefecto de Pichincha, Ramiro González, respectivamente, crecieron en el ámbito político en las elecciones de febrero del 2014.

Avanza obtuvo 40 municipios y la Prefectura de Imbabura. Suma se consolidó con 19 alcaldías, entre ellas la de la capital, y las prefecturas de Bolívar y Pastaza. El Gobierno Provincial de El Oro lo logró en alianza con los socialcristianos.

A partir de esos triunfos, una parte de la oposición, que se ubica en la derecha, centro e izquierda se sumó a la unidad. El primer encuentro público fue en febrero del 2015.

Los diálogos entre los líderes y representantes de estos movimientos han avanzado. Ahora definen un acuerdo para postular al candidato presidencial con el que participarán en las elecciones del 2017.

Pese a esa voluntad, algunos analistas como el politólogo Carlos Castro consideran que con esa mezcla ideológica será imposible llegar a un acuerdo para nominar al aspirante a la Presidencia de la República.

Pero más allá de ese tema, la prioridad es conformar listas conjuntas entre los cinco partidos y movimientos políticos para llegar a la Asamblea Nacional, como lo confirmó Guillermo Celi, de Suma.

Según él, la idea es fortalecer a la Unidad, ir con candidatos y propuestas únicas. “Es muy importante la fortaleza que tiene cada movimiento o partido en su territorio para posesionar a los candidatos”.

Nadie habla de nombres ni de las características que deben reunir los aspirantes, pero sí de los escenarios que garanticen una mayoría legislativa para incidir en la toma de decisiones. De hecho ya existe una lista de precandidatos, admitió César Rodríguez, secretario ejecutivo del Movimiento Podemos, de Carrasco.

Todo se maneja en silencio, argumentan que la información la harán pública de forma conjunta en otra cita pública, prevista para luego de 15 días.

En esta consolidación, cada uno maneja estrategias propias en su ciudad o provincia.

Por ejemplo, Rodas se mueve con los jóvenes en la inserción laboral porque es una población electoral importante.

En cambio, el prefecto Carrasco le apuesta a las asambleas ciudadanas como espacio para reunir a campesinos, obreros, alcaldes, vocales de las juntas parroquiales y dirigentes sociales. La última se realizó el jueves 3, para reclamar al Gobierno, por las rentas atrasadas a los gobiernos seccionales.

Carrasco, cuyo movimiento Participa tiene cinco alcaldías en alianza y una Prefectura, reunió a autoridades y líderes de la provincia. Elaboraron un manifiesto en el que fijaron como plazo el 4 de abril para que el Mandatario se pronuncie sobre el tema. Carrasco dijo que exigen respeto en la entrega de los recursos.

Para el politólogo Castro, el gran frente de la unidad debe aglutinar movimientos de centro hacia izquierda o derecha, que tengan la misma ideología. “Es necesario considerar que no es correcto regresar al pasado, pero tampoco seguir en lo que se vive”.

Desde que se integró esta unidad no se han registrado nuevas adhesiones de otros movimientos, aparte de la Organización de Indígenas Evangélicos del Ecuador. Rodríguez considera que aún hay tiempo para tener una unidad sólida con más actores. Por ahora descartan acercamientos con Dalo Bucaram (FE) y Guillermo Lasso (Creo).

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (3)