1 de agosto de 2014 07:11

El Tribunal Constitucional anula la polémica 'ley antihomosexual' de Uganda

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 0
EFE
Kampala

El Tribunal Constitucional de Uganda anuló hoy (1 de agosto del 2014) por unanimidad la polémica "ley antihomosexual" que entró en vigor el pasado febrero en ese país y que tipificaba la homosexualidad como delito, informaron los medios locales.

El Tribunal declaró "nula" la ley porque, según indicó, el proceso violó la Constitución, ya que la normativa fue aprobada por el Parlamento sin el quórum necesario de los legisladores.

Tras conocer esta decisión, los partidarios de la "ley antihomosexual" aseguraron al diario local New Vision que apelarán la sentencia ante el Tribunal Supremo.

Esta ley tipificaba la homosexualidad como un delito e imponía penas de cadena perpetua por actos homosexuales "con agravantes" y el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Aunque el Parlamento aprobó en diciembre la ley, el presidente ugandés, Yoweri Museveni, no la firmó hasta febrero, cuando obtuvo los resultados de un informe que encargó a un grupo de expertos para determinar si la homosexualidad era una enfermedad genética.

El grupo concluyó que la homosexualidad "no es genética", sino una opción derivada de una conducta social "anormal", por lo que es producto de la educación recibida y, a su juicio, es "corregible".

Desde entonces, organizaciones a favor de los derechos humanos han denunciado las "intimidaciones" que activistas y homosexuales sufren por parte del Gobierno.

Muchos países occidentales, así como organizaciones de defensa de los derechos humanos, criticaron duramente esta normativa e incluso Estados Unidos anunció sanciones al país africano en respuesta a la ley.

"Si habláramos de judíos o negros -en la ley de Uganda- podríamos estar en la Alemania de 1930 o en las décadas de los 50 y los 60 con el apartheid en Sudáfrica", afirmó el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, tras la entrada en vigor de la ley.

También la Unión Europea condenó la ley e instó Uganda a garantizar la igualdad ante la ley y la no discriminación acorde a sus obligaciones bajo el Derecho Humano Internacional.

Aunque la homosexualidad ya estaba tipificada en Uganda como delito, la nueva ley preveía endurecer las penas previstas para la comunidad gay.

En la actualidad, muchos países africanos consideran ilegal la homosexualidad, y las autoridades, como en los casos de Uganda o Zimbabue, han hecho declaraciones en términos muy agresivos contra esos colectivos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)