15 de June de 2010 00:00

El trasvase abastece de agua para consumo y riego en Santa Elena

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Guayaquil

Jimmy González observa el paso de cloro, a través de una manguera, hacia el tanque principal. Es parte de su rutina como operador de la planta potabilizadora que funciona en la comuna Limoncito (Santa Elena), desde agosto del 2009.Este sistema lo impulsó la comunidad y la Fundación Juan José Castelló Zambrano, que allí tiene un colegio agrícola. El proyecto, financiado por el Fondo de Solidaridad por USD 190 985, beneficia a 56 familias.

Norma Hermenegildo, secretaria de la junta administradora, explica que el agua la toman del canal del trasvase y con bombas las llevan a una albarrada. La desaparecida Comisión de Desarrollo para la Cuenca del Guayas instaló un medidor y la factura mensual es de USD 50 promedio.

“La administración y operación del sistema cuestan USD 500 dólares mensuales y el promedio de pago de cada familia es de USD 3 a 4 por mes”, dice.

Limoncito es el primer pueblo que se beneficia de la presa Chongón, que se alimenta del trasvase del río Daule hacia Santa Elena. La presa tiene una capacidad de 280 millones de metros cúbicos de agua.La construcción del trasvase de agua hacia la península se inició en el Gobierno de León Febres Cordero y se inauguró a finales de la administración del presidente Sixto Durán Ballén.

Su finalidad fue incorporar 42 000 hectáreas de tierras áridas para impulsar la agricultura. Hay estimaciones de que actualmente son 28 000 hectáreas las zonas productivas regadas.

El Instituto Nacional de Riego (INAR) maneja actualmente ese sistema. A 45 minutos de Limoncito está Juntas del Pacífico.

Esta y otras comunas compran el agua potable a los tanqueros en USD 1,75 cada tanque.

Bajada de Chanduy, a 40 minutos de Guayaquil, cuenta con una Junta de Agua desde 1995. Ese año, la fundación española Manos Amigas les donó 180 millones de sucres para la instalación del sistema de tubería.

Félix Quimí, presidente de la Junta desde hace dos años, explica que el agua les llega desde Guayaquil. Interagua factura un promedio de USD 1 500 mensuales y la Junta registra el consumo, factura y cobra. “En el 2000 pagábamos 25 centavos el metro y ahora cobran 43 centavos”.

En la misma comuna, el agua para riego les llega desde el canal. Existen tomas con medidores y se cancela desde USD 8 mensuales, según el consumo y la extensión de la parcela. El costo del agua para fines agrícolas tuvo una rebaja hace cinco años para todo el sistema del trasvase. En el caso del riego por aspersión pasó de 4 a 2 centavos y en el riego por el canal de 3 a 1 centavo.

En Julio Moreno, 14 agricultores se benefician con el riego por el canal y pagan USD 4 mensuales cada uno. Pero Genaro Baquerizo, presidente de la comuna, se queja que cada tres semanas el INAR deja de bombear el agua.

El proyecto de riego de la península contempla también el uso de la represa El Azúcar. Su objetivo es irrigar 6 000 hectáreas.

Está situada en la zona de mayor producción de hortalizas de la provincia de Santa Elena, pero se estima que solo se siembran 35 hectáreas.

Aguapen opera desde 1999

Agua de la Península (Aguapen) fue constituida, como compañía anónima, el 14 de septiembre de 1999 por una asociación entre Cedege y los municipios de Santa Elena, Salinas y La Libertad. Fue auspiciada por el Consejo Nacional de Modernización.

Es la empresa encargada de los servicios públicos de alcantarillado sanitario, alcantarillado fluvial, tratamiento de aguas servidas, de agua potable, recolección y reciclaje de desechos sólidos, en la península de Santa Elena.

Opera la planta de agua potable de Atahualpa que sirve a los usuarios de los tres cantones. El agua cruda se la lleva, a través del Trasvase Santa Elena que se origina en la presa de Chongón, hasta el reservorio de San Rafael, que almacena 60 000 metros cúbicos.

Desde allí se inicia la competencia de Aguapen que, utilizando una tubería de 9,1 kilómetros, lleva el líquido hasta la planta potabilizadora de Atahualpa.

Aguapen factura por un consumo promedio de 8 metros cúbicos mensuales, unos USD 4. El valor del metro cúbico es de 40 centavos. Cuentan con unos 43 000 usuarios y se beneficia una población de alrededor de 200 000 personas.

Un diagnóstico publicado en la web del Municipio de Salinas indica que el servicio de agua potable es las 24 horas al día. Gran parte de la zona rural no está cubierta por el servicio. Allí se abastecen con tanqueros o en pozos someros con agua salobre.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)