5 de junio de 2017 00:00

Taxistas de Guayaquil protestarán el martes 6 de junio

En la provincia del Guayas se calcula que circulan cerca de 12 000 taxis amarillos que están legalizados. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

En la provincia del Guayas se calcula que circulan cerca de 12 000 taxis amarillos que están legalizados. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 4
Jorge González
Redacción Ecuador

Guayaquil, la ciudad más poblada del país, va contra corriente de las urbes del mundo que permiten la operación de compañías internacionales que brindan el servicio ejecutivo de taxi.

En el Puerto Principal se posicionó el debate por el funcionamiento de empresas multinacionales, como Uber y Cabify. Su operación ha originado el rechazo del gremio amarillo que opera en la ciudad.

El alcalde Jaime Nebot ha dicho que en Guayaquil no podrá laborar Uber, porque la empresa no quiere una relación con los taxistas. Y explicó que Cabify, en cambio, ha mostrado estar dispuesto a acercarse al gremio de la ciudad.

“Si mañana, el taxismo quiere llegar a un arreglo con quien quiera que sea, ese no es mi problema, dependería de ustedes; si quieren, no me opongo”, les dijo durante una reunión el pasado miércoles pasado.

Sin embargo, George Mera, presidente de la Unión de Taxistas de Guayas, afirmó que las plataformas internacionales perjudican a las familias de los 12 000 agremiados. Por ello, indicó que su gremio decidió “no prestarse para trabajar con esas transnacionales”.

Fernando Amador, director de Transporte de la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM), aseguró que en la ciudad pueden funcionar compañías que usen vehículos de alquiler debidamente legalizados. Es decir, que tengan la matrícula al día, placa naranja y con permiso de operación.

“Mientras se utilicen los taxis debidamente legalizados no habría ningún problema, son bienvenidos”. Reiteró que Cabify ha aceptado trabajar con los taxis convencionales y ellos tendrán que acercarse a las cooperativas que deseen laborar con ellos.

Sin embargo, Mera comentó que el taxismo en Guayaquil participará el martes 6 de junio del 2017 en una movilización para rechazar a las operadoras internacionales en la ciudad.

Uber tiene su sede en San Francisco (Estados Unidos) y presta sus servicios en ciudades como Lima y Montevideo. Cabify tiene su central en Madrid y abrió filiales en México, Perú y Chile.

Mientras en la ciudad no se resuelva el estado de plataformas como Cabify, la ATM realiza operativos para detectar a quienes presten ese servicio. La empresa privada no se ha pronunciado sobre el tema.

El jefe de Operativo de la ATM, Luis Lalama, dijo que hasta el jueves se han retenido 10 vehículos que laboraban para Cabify.

Los usuarios de taxis en Guayaquil tienen diferentes puntos de vista respecto de este servicio. “Los taxis amarillos cobran lo mismo que las plataformas extranjeras, pero el servicio es pésimo. Unos no usan el aire acondicionado, a pesar de que Guayaquil tiene un clima caluroso”, comentó la usuaria Lorena Mora.

En cambio, Dayana Beltrán respaldó a los taxistas locales, pero anotó que es necesario que mejoren su servicio.

Amador indicó que se elabora un presupuesto en la ATM para ejecutar un plan, a través del cual se capacitará a los taxistas en las políticas de servicio que el conductor debe brindar al usuario.
“Las operadoras de taxis están claras que tienen que mejorar su servicio. Antes había un monopolio, eso no les forzaba mejorar esta calidad”, indicó.

A finales del mes de julio se empezará el censo a la transportación comercial, en la que se incluirá a los taxis convencionales y ejecutivos.

Amador contó que con los taxis no hay muchos parámetros que medir y que en ese proceso verificarán que los asientos de los autos estén bien, que no estén descosidos y que sean legales.

Uno de los taxistas, Andrés Pérez, agregó que para mejorar la calidad del servicio esperan que se actualicen los precios de las carreras. Amador aceptó que paralelamente al censo se hará un estudio para fijar los nuevos valores.

En Quito también prestan sus servicios plataformas como Easytaxi y Cabify. Pero la legalidad de su operatividad también está en proceso. Por esa razón, las autoridades locales crearon una Comisión Especial que se reúne permanentemente con representantes de taxistas, con quienes dan seguimiento a estas plataformas.

El concejal Sergio Garnica, quien encabeza este grupo, confirmó que empresas como Cabify aún no están autorizadas. “Como no están homologadas por la Agencia Nacional de Tránsito (ANT), no tienen el permiso para funcionar”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (1)