30 de octubre de 2017 20:07

La SIP exhorta a Lenín Moreno y a la Asamblea a eliminar la figura de la comunicación como 'servicio público'

La SIP sesionó desde el 27 hasta este 30 de octubre, en Utah, Estados Unidos, para revisar el comportamiento semestral de la libertad de prensa en distintos países. Foto: Portal web SIP

La SIP sesionó desde el 27 hasta este 30 de octubre, en Utah, Estados Unidos, para revisar el comportamiento semestral de la libertad de prensa en distintos países. Foto: Portal web SIP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 6
Redacción Elcomercio.com

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), exhortó este lunes, 30 de octubre del 2017, al presidente del Ecuador, Lenín Moreno y a la Asamblea Nacional a "reformar la Constitución para eliminar la figura de la comunicación como servicio público".

En un comunicado, la SIP solicita al Jefe de Estado ecuatoriano que "para la reforma de la Ley Orgánica de Comunicación se pida una opinión consultiva al Sistema Interamericano de Derechos Humanos", e hizo un llamado para que las modificaciones de la legislación "incluyan la eliminación del organismo de sanción, la Superintendencia de Comunicación, la distribución equitativa de la publicidad oficial, entre otras".

La Sociedad Interamericana de Prensa emitió el documento al concluir sus sesión este 30 de octubre en Utah, Estados Unidos.

Durante su período de sesiones, la organización -que integra a más de 1 200 medios de comunicación de la región-  realizó la revisión del comportamiento semestral de la libertad de prensa en cada país y concluyó que "durante el año 2017 parece haberse consolidado un patrón de conducta de agresiones en contra de la prensa, tanto de parte del crimen organizado como de las autoridades y los gobiernos. Esta conducta de persecución y acoso se manifiesta en agresiones físicas que en algunos casos llega hasta el asesinato o el intento de asesinato".

La SIP señaló que se han registrado casos de violencia contra periodistas en Bolivia, Brasil, Colombia, Cuba, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos, Honduras, México, Paraguay, Perú, República Dominicana y Venezuela.

Según la Sociedad Interamericana de Prensa, en lo que va del 2017 existen "18 comunicadores que han caído víctimas de un crimen. Los asesinatos son la expresión máxima de brutalidad que puede alcanzar la censura". La organización cuestionó los procesos judiciales que "quedan en la impunidad" o con "investigaciones que no avanzan".

La organización también destacó "algunos hechos de connotación positiva", como las sentencias contra los autores de los asesinatos de periodistas en Colombia y Guatemala. En el caso de Ecuador citó el "clima de mayor respeto a la libertad de expresión", así como la "posibilidad de una mejor protección del secreto de la fuente en Canadá".

Sin embargo, considera que en el país, "aún se mantiene vigente la estructura legal heredada del gobierno anterior que creó un sistema procesal y una Superintendencia de Comunicación que actúan en contra de la libertad de prensa".

Por ello exhortó al poder Ejecutivo y Legislativo a reformar la Carta Magna, la Ley de Comunicación y modificar "el marco jurídico para garantizar la protección a los derechos de libertad de expresión y de prensa".

La SIP además, hizo un llamado para que se revisen los procesos por los que ha sido sentenciado el periodista Freddy Aponte y además exhorta "a garantizar una línea editorial en los Medios Públicos, con fines públicos y no partidistas, garantizar una distribución equilibrada de la publicidad oficial entre los medios de propiedad privada".

La organización dijo que enviará una misión al país para que evalúe el proceso de las reformas legales sobre la libertad de expresión y dialogue con las autoridades del Estado, periodistas y organizaciones sociales. También ofreció monitorear el proceso de elaboración y debate del proyecto para modificar la Ley Orgánica de Comunicación.

En su declaración, la SIP se refirió a los ataques contra los medios debido a las "fake news" o "noticias falsas", que busca "desacreditar a los informadores, especialmente cuando se trata de notas o reportes que no les son favorables" a los gobiernos.

Al respecto mencionó a la fuerte retórica contra los medios "liderada por el presidente Donald Trump", así como el bloqueo a la prensa y censura del mandatario venezolano Nicolás Maduro y las restricciones al periodismo en Cuba.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)