8 de December de 2014 20:26

El servicio de baños públicos es un punto débil en las vías del país

Baños públicos ubicados en gasolineras y paraderos, en el tramo de la via Lago Agrio- Quito. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Baños públicos ubicados en gasolineras y paraderos, en el tramo de la via Lago Agrio- Quito. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 5
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 15
Varias redacciones  (I)
ecuador@elcomercio.com

La vía Esmeraldas- Tonsupa- Atacames- Súa es una de las más utilizadas por los turistas. En el trayecto funcionan cuatro gasolineras con baños en buen estado, tienen inodoros limpios y agua permanente.

Los dueños de las estaciones de servicio invierten en el mantenimiento para la atención de los turistas que viajan por la ruta del Spondylus. En los balnearios de Tonsupa, Súa y Atacames también hay baterías sanitarias en buen estado. En este último poblado esmeraldeño, el Municipio entregó el manejo de los baños, ubicadas en el sur del malecón, a la Asociación de Surfistas. Ellos trabajan en la rehabilitación para el Año Nuevo. Para ese feriado se prevé la llegada de más de 15 000 turistas, dice la presidenta de la Cámara de Turismo de Atacames, Sara Moyano.

La Asociación de Surfistas ocupa un área aledaña a las baterías sanitarias y contribuye con la limpieza. Un poco más al sur, en La Bocana de Atacames, se edificaron baños para turistas por parte del Municipio para los visitantes.

Pero el turista Gustavo Cruz, pide que se implementen más baterías en Atacames y Tonsupa. “En temporada alta, los baños no abastecen”. Por ello, se pondrán seis baños portátiles para la fiesta de Fin de Año.

El mejoramiento de este servicio es una preocupación en el país. El Ministerio de Turismo inició la segunda fase de la campaña Baños Limpios

En esta iniciativa, que es difundida a través de medios de comunicación y redes sociales, se pide que el ciudadano cuide y haga un buen uso de los espacios en sitios turísticos y estaciones de servicio.

En la primera fase, que se inició en marzo pasado, se solicitó que los locales turísticos y gasolineras ofrecieran un buen servicio. Es decir, que estos posean dispensadores de papel higiénico y jabón líquido, toallas desechables, espejo, basurero, mantenimiento y un espacio para personas que se movilizan en silla de ruedas.

Eso ocurre en la gasolinera de Petrocomercial, ubicada en la vía Guayaquil-Babahoyo, a dos kilómetros del ingreso al cantón Baba. De los tres cubículos, uno se destina a personas con movilidad reducida. El baño, aunque luce un recubrimiento de cerámica deteriorada, tiene el espacio suficiente para el acceso de una silla de ruedas y existen pasamanos.

En cambio, en una de las estaciones de servicio de la vía Guayaquil-Salinas, en las inmediaciones del Progreso, las instalaciones sanitarias están en buen estado, pero no hay dispensadores de papel higiénico y jabón líquido. Sus dueños denunciaron que hay viajeros que se los llevan.

En Manta, otro de los atractivos turísticos del Ecuador, existen cinco sitios con baños públicos y 15 gasolineras que brindan el servicio. Son servicios higiénicos en buen estado.

Las autoridades realizan inspecciones de los establecimientos turísticos y estaciones de servicio. En Imbabura, Carchi, Esmeraldas y Sucumbíos, se iniciaron ayer. Según Eugenio Naranjo, coordinador regional del Ministerio de Turismo, el objetivo es reforzar la primera fase de esta campaña.

En Imbabura, uno de los principales atractivos es la laguna de Yahuarcocha. Allí, hay cinco baterías sanitarias, que solo se abren los fines de semana, dice la comerciante Gloria Freire. “El resto de días no hay atención para los turistas”.

En Tungurahua fueron inspeccionadas las 65 gasolineras en seis ocasiones este año. A esa lista se sumaron 2 500 locales turísticos. Según Daniel Calvopiña, técnico de Control y Regulación de Gestión Turística de Tungurahua, en las inspecciones verifican que los servicios cumplan con todos los requerimientos.

Esa tarea está a cargo de los inspectores de los ministerios de Turismo y Salud y de la Agencia de Regulación y Control de Hidrocarburos. “No se encontraron novedades”, señala Calvopiña.

A la única estación de servicio de Lago Agrio, Sucumbíos, no llegó ninguna notificación sobre el cuidado de los baños, asegura Jésica Elizalde, auxiliar de despacho de la estación. Pese a la falta de la advertencia, esos espacios están en buen estado. “Tenemos dos o tres personas contratadas que se encargan de la limpieza”.

Ante la falta de más gasolineras en la vía Quito-Lago Agrio, los servicios higiénicos de restaurantes son las únicas opciones. Junto al comedor ubicado en el sector de El Reventador (Napo), se lee el anuncio ‘baños’. Pero carecen de útiles de aseo, papel y puertas limpias.“Todos los días limpiamos” dice la propietaria del local, Isabel Loyola.

Ella afirma que ninguna autoridad ha llegado a la revisión. El control si se efectuó en la estación de servicio P&S, en El Chaco (Napo), según su dueño Enrique Silva.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (0)