20 de August de 2010 00:00

Tribunal de Policía juzga a implicados en el caso Vidal

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Guayaquil

En el Cuartel Modelo de la Policía de Guayas, el Tribunal de Disciplina de la entidad se reunió por más de cinco horas. Ahí escucharon los testimonios de los tres policías implicados en el supuesto abuso policial a Omar Vidal Loor. En el casino de oficiales uno a uno fueron pasando también los 12 testigos citados. En la mesa central, en medio de dos estandartes de la institución, el presidente del tribunal, coronel Miguel Ángel Chiriboga, y los comandantes Robert Aguilar y Guillermo Gómez Jurado dirigieron el proceso, que inició a las 14:00.A un costado de la sala, los policías Armando C., Wilmer G. y Jorge M. esperaban su turno para dar su versión de los hechos ocurridos entre la noche del 25 de julio y la madrugada del 26. Sus abogados los acompañaron. Y en la primera fila, el denunciante Omar Vidal observó el tribunal. Esto pese a que el día anterior, en un escrito, su abogado Rafael Esteves rechazó que su representado asista como testigo, tal como fue convocado por la Unidad de Asuntos Internos de la Policía. Eso generó el disgusto de Esteves ayer durante la diligencia. A gritos reprochó que Vidal fuera llamado a testificar, pues solo accedió a asistir como observador. Vidal denunció que el grupo de policías lo agredió en las afueras de la Corporación para la Seguridad Ciudadana de Guayaquil. Esto después de esperar más de dos horas por la ayuda de un patrullero para que lo trasladen a su domicilio. Según el denunciante, fue asaltado en la vía Perimetral, a la altura de la Prosperina, cuando tomó un taxi amarillo. Ayer, en su testimonio, Wilmer G. negó la agresión. Explicó que solo le pidieron que soplara porque creyeron que estaba ebrio, lo cual enojó a Vidal. Además, el policía dijo que le sorprendió que haya sido asaltado porque tenía sus documentos, el celular, e incluso un anillo de oro. Armando C., jefe de la patrulla y conductor, dijo que Vidal les reclamó porque se habían retrasado, y le dio un puñetazo a su compañero Wilmer G. Por eso lo detuvieron por escándalo en la vía. Gerardo Chichán, policía metropolitano, fue otro testigo. Dijo que el 27 de julio, cuando Vidal presentó la denuncia ante la Fiscalía, este estacionó su auto en un sitio prohibido. Cuando el oficial le advirtió de la infracción, Vidal lo amenazó con denunciarlo. Posteriormente, Chichán dijo que fue suspendido varios días por una denuncia en su contra. Hoy a las 12:00 se reinstala el tribunal para dar la resolución.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (1)