19 de December de 2011 00:04

Testimonio: ‘6 armados me robaron las ganancias de mi negocio’

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El ruido de los motores se escuchó desde lejos. Las tres motocicletas ingresaron a toda velocidad a la feria popular de víveres y se dirigieron a mi puesto de venta, donde trabajo  los  domingos. Eran cerca de la 13:30. Habíamos terminado con la venta del día y nos disponíamos a embarcar las mesas y demás enseres a mi carro.  

Una de las motos se paró enfrente y el que iba de pasajero me pidió el dinero que teníamos. Me mostró una pistola 9 mm y dijo que iba a matar a todos mis trabajadores si no hacíamos lo que decía. Las otras dos motocicletas rodearon el negocio y no dejaron que nadie corra ni grite.

Le di el dinero de lo que había vendido en el día. Parece que ellos sabían exactamente a quién robar, porque cuando llegaron escuché que uno dijo: por ustedes venimos. Nos observaron desde hace varias semanas atrás, porque justo llegaron en el primer viaje de enseres que hacemos. Como tenemos varias mesas hay que llevarlos en dos viajes. Entonces el negocio se queda con menos gente y también hay poca concurrencia de clientes.

Cuando ya nos quitaron el dinero huyeron  a toda velocidad. Alguien intentó gritar que se trataba de un robo y los delincuentes dispararon al aire. La gente se arrojó al piso y se asustó mucho. Las motocicletas tomaron la vía del baipás Quinindé – Chone y se dieron a la fuga. A esa hora no había ningún policía, pese a lo peligroso que es el barrio donde funciona  la feria. Desde el robo, que ocurrió la semana pasada, enviaron policías a la feria para precautelar la seguridad, porque acá existen muchos comerciantes que son víctimas potenciales de la delincuencia. Tuvimos que hacer una solicitud a la Gobernación para que nos ayuden. Esperamos que la disposición se mantenga porque a nosotros no nos dejan portar armas para defendernos.

No puse la denuncia porque no pudimos ni siquiera ver los rostros de los desconocidos. Los seis tenían los cascos puestos y todo ocurrió en cuestión de segundos. No saco nada haciéndolo.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)