20 de February de 2012 00:01

Los sacapintas causan temor en Quito

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Los cuatro armados interceptaron a Luis (nombre protegido) en las afueras de una agencia bancaria ubicada en el interior de un centro comercial, en el norte de Quito. En menos de dos minutos, los hombres le quitaron USD 14 000 y huyeron en dos motocicletas.

El hecho ocurrió la tarde del jueves último en un sector comercial. Según testigos, el guardia de la entidad bancaria trató de ayudar a la víctima, pero uno de los desconocidos lo golpeó con la cacha de una pistola y cayó al piso.

Los armados tomaron la maleta con el dinero y huyeron en dos motocicletas hacia el norte.

Ese es el último caso de asalto bajo la modalidad sacapintas (atraco en las afueras de las agencias bancarias) que se registró en Quito. Según las estadísticas del Observatorio Metropolitano de Seguridad Ciudadana (OMSC), esa clase de ilícito se incrementó el año pasado. En el 2010 hubo 169 denuncias, mientras que en el 2011 se reportaron 179 (ver cuadro adjunto de cifras).

Para las autoridades, lo más preocupante es que, en lo que va de este año, ya se han registrado 23 denuncias de ataques de sacapintas en Quito. En enero hubo 15 casos y en febrero ocho.

Hace dos semanas, la Policía reportó siete asaltos en los que hubo un perjuicio de USD 40 000. A las 13:00 del 30 de enero, dos armados le quitaron USD 2 800 a una mujer. La siguieron desde sector de La Y hasta la av. Amazonas. Mientras ella estacionaba su vehículo, uno de ellos se acercó a la ventana , le apuntó con un arma de fuego y le quitó el dinero.

En otro hecho, un miembro de una supuesta banda de sacapintas falleció el 3 de febrero, en la avenida Real Audiencia y De los Cerezos (norte de Quito), mientras perseguía en una moto a sus víctimas. El hombre chocó contra un auto que circulaba y murió.

Según agentes de la Policía, los asaltos tipo sacapintas se efectúan bajo la misma modalidad: se movilizan en motos, esperan que la víctima retire dinero del banco y la atacan con armas de fuego.

La semana pasada se registraron dos casos más. En el primero, dos armados le arrebataron USD 5 000 a un hombre en La Mariscal. El segundo es el atraco que sufrió Luis en las afueras del centro comercial del norte de Quito.

El informe del OMSC refiere que la mayoría de asaltos se han reportado en el norte de la capital con 105 denuncias en el 2011.

Uno es el crimen del sociólogo Marco Velasco, ocurrido en diciembre del 2011. Dos hombres que iban en motocicleta le quitaron USD 8 000 y lo mataron.

Para Santiago Velasco, hijo de la víctima, uno de los problemas es la falta de controles a las motos que circulan en la capital. “La gente está muriendo en las calles, a manos de criminales motorizados (refiriéndose a los sacapintas). Es alarmante la elevada estadística de delitos que se cometen en motocicletas sin placa, con conductores sin chaleco de identificación”, relata el joven.

Frente a la ola de asaltos tipo sacapintas que se han registrado en la ciudad, la Comandancia del Distrito Metropolitano de Quito (DMQ) reforzó en octubre las medidas de seguridad con la presencia de agentes de Inteligencia en las afueras de los bancos y centros comerciales. Pero esa medida no ha dado resultados porque los asaltos continúan. De hecho, solo en diciembre del 2011, 19 personas fueron asaltadas por desconocidos que iban en motos.

Para Pablo Córdova, presidente del Comité de Seguridad de la Asociación de Bancos Privados del Ecuador (ABPE), una de las causas de los asaltos es la “inocencia” de los usuarios. “La gente debe entender que es peligroso caminar en las calles y avenidas con USD 5 000. No hay cultura de la seguridad”, manifiesta.

El funcionario explica que las entidades bancarias sí toman medidas de prevención. Una de ellas es que los cajeros están prohibidos de manejar celulares en las ventanillas mientras trabajan.

A eso se suma que en la zona comercial de Quito (sector del parque La Carolina) 18 agencias bancarias cuentan con los inhibidores de teléfonos celulares. Para este año, añade Córdova, se tiene previsto instalar más equipos en otros bancos de la capital.

Evite  los asaltos 

Si usted va a  retirar una alta  cantidad  de dinero del banco, no lo haga solo. Lo recomendable es que  pida resguardo a la Policía Nacional o vaya acompañado de más de tres  personas.

Evite sacar dinero en efectivo de las agencias  bancarias. Haga transferencias vía Internet  desde su domicilio o de un local del alquiler de computadoras que sea de su de confianza. También puede utilizar cheques certificados o realizar una transferencia desde el banco.   

No comente en voz alta en medio de desconocidos  que tiene dinero en el banco o que va a sacar dinero en  altas cantidades. Sea prudente y discreto en   esos temas. No llame la atención de la delincuencia con  comentarios.  

Si se encuentra en el banco y hace fila,  observe  a su alrededor y   trate de detectar a posibles sospechosos que lo  vigilen detenidamente. Si nota algo sospechoso no realice transacciones.

Nunca retire altas sumas de dinero de los cajeros automáticos. Aunque el monto máximo de retiro es de USD 300, hay  delincuentes  que suelen esperar en las afueras  de los cajeros para asaltar a las personas. Percátese de que no haya motocicletas que circulen por el lugar.      

Si sale de un   banco   y detecta que varios sospechosos le  siguen en motocicletas, busque la Unidad de Policía Comunitaria  más cercana e ingrese en esta. Pida  ayuda a los agentes. Si es posible, identifique las placas de la moto.  

Si usted retira altas cantidades de dinero del banco de forma permanente, lo recomendable es que no mantenga la misma ruta o rutina. Cambie las fechas en las que retira el dinero y no utilice siempre las mismas vías.   

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)