Seguridad

La Policía no dejará el SIAT cuando tránsito pase al control municipal

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Preocupado 0
Contento 0
21 de August de 2012 00:00

El traspaso de las funciones de tránsito tiene límites. El artículo 264 de la Constitución establece que los gobiernos municipales tendrán la competencia exclusiva de planificar, regular y controlar el tránsito y el transporte público dentro de los cantones de Ecuador.

Sin embargo, los uniformados “no pueden ejercer su trabajo totalmente hasta que la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) valide su formación y los acredite”.

Esta puntualización la hizo Carlos Páez, secretario de Movilidad del Municipio de Quito, quien dice que mientras esa validación no se concrete, “el tránsito sigue en manos de la Policía”. Según el funcionario, el objetivo es que hasta el primer semestre del 2013 asuman 1 300 metropolitanos.

En Quito, 440 nuevos agentes civiles (municipales) terminaron la fase de capacitación y se incorporarán como soporte a las operaciones de tránsito de la Policía.

El traspaso operativo en esta materia a escala nacional debe realizarse en tres etapas que finalizarán en el 2015, según la resolución Nº 006-CNC del Consejo Nacional de Competencias.

La primera incluye a siete municipios que se dividen en dos grupos. En el primero están los de Quito, Guayaquil y Cuenca, que tienen que finalizar en el 2013.

En el segundo están incluidos Ibarra, Ambato, Loja y Manta, que deben hacerlo en el 2014. El resto debe terminar el proceso en tres años (2015).

En la capital, el control del tránsito será asumido por el Municipio en mayo del 2013. Según la entidad, el cambio será paulatino por “la complejidad en el manejo operativo del sistema”. “Al momento los agentes civiles ya trabajan con la Policía en la vía, colaborando en situaciones especiales como trabajos, desvíos, control de paradas, etc.”, dice Páez.

¿Qué va a suceder con los policías de tránsito cuando los municipios asuman todas las competencias en esta área? Según el Ministerio del Interior, la meta es focalizar a los gendarmes en el trabajo preventivo y comunitario en barrios y promover una relación de confianza con la gente.

En cuanto a lo educativo, el director de Educación de la Policía, general Marcelo Rocha, dice que quienes no trabajen en tránsito volverán a ser capacitados en temas de seguridad ciudadana.

La novena disposición transitoria del Proyecto de Ley del Código Orgánico de Entidades de Seguridad, que llegó a la Asamblea el 30 de septiembre, también hace referencia al traspaso de competencias en el control de circulación vehicular. “En un plazo razonable a partir de la publicación del presente Código, las autoridades competentes (municipios) asumirán la planificación, regulación y control del transporte terrestre, tránsito y seguridad vial. En este plazo, la Policía continuará ejerciendo la competencia del control de las mismas”.

Sin embargo, la normativa no contempla lo que va a suceder con los equipos tecnológicos que maneja la Policía para vigilar el tránsito de automotores.

Según el Municipio de Quito, primero se debe establecer una institucionalidad en temas de tránsito y luego se debe dotar a los agentes civiles (municipales) de logística, tecnología e información (bases de datos) desde la Policía Nacional, para que operen en la vía pública.

Eso incluye también la incorporación de dispositivos electrónicos como fotomultas o radares para medir la velocidad.

El SIAT continuará

¿Qué sucederá con los policías que pertenecen al Servicio de Investigación de Accidentes de Tránsito (SIAT)? Según Manuel Redrobán, director nacional de Tránsito (e), ese personal seguirá colaborando en la investigación de accidentes. “Los gobiernos autónomos descentralizados tendrán que valerse de este insumo humano valioso”, precisó.

Según el oficial, una muestra de que el SIAT de la Policía Nacional continuará en operaciones son los cursos de capacitación en los que intervienen agentes.

Por ejemplo, en mayo se desarrolló el primer seminario internacional y séptimo nacional de accidentes vehiculares. En esta cita participaron 37 agentes del SIAT y tres panameños.

La formación

El nuevo pénsum de estudios de los aspirantes a policías nacionales, el cual se aplica en las escuelas de formación desde enero del 2012, no contempla la preparación en temas de tránsito.

Las materias que reciben los estudiantes son, por ejemplo, derechos humanos, policía comunitaria, gestión de riesgos, Inteligencia para seguridad ciudadana, doctrina policial, criminalística, estrategias para el uso de la fuerza, sociología, armas y tiro.

También está la atención a la víctima, prácticas preprofesionales, defensa personal, comunicación, psicología, gestión de riesgos, etc. En los 126 créditos que deben aprobar los alumnos no se menciona que haya una materia relacionada al control y gestión de la circulación de vehículos.