25 de June de 2012 00:03

La Policía indaga posible nexo entre carga de droga y lancha

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Tres hombres extranjeros fueron detenidos, a las 16:00 del sábado, frente a la playa de Canoa (Manabí). Según la Capitanía del puerto de Bahía de Caráquez, ellos se movilizaban en una embarcación tipo Go-Fast (lancha rápida) a 14 millas náuticas del puerto.

“Los detenidos corresponden a los nombres de Lorenzo V. de 38 años de edad, Juan S. de 30 y Francisco R. de 34. Estas personas indicaron que zarparon del puerto Boca del Cielo, estado de Chiapas-México, aproximadamente el 7 de junio del presente año”, señala esa dependencia militar en un comunicado.

La detención de los sospechosos se produjo dos días después del hallazgo de una tonelada de cocaína en la playa de San Clemente, noroeste de Manabí. Ese cargamento estaba escondido en medio de rocas. Las autoridades sospechan que la embarcación encargada de retirar la droga posiblemente se retrasó de hacerlo.

Por la forma como se hallaron los alcaloides, se presume que estos fueron abandonados en el sitio por narcotraficantes a la espera de que fuera recogida por quienes deberían sacarla del país por vía marítima. Ese cargamento de droga fue llevado a la sede del Grupo de Intervención y Rescate (GIR) para las indagaciones.

La Policía investiga si ese cargamento de droga se relaciona con los tres detenidos del sábado. En la Capitanía se informó que “la procedencia de la embarcación y del combustible, según la versión de los tripulantes detenidos, fue bajo pedido de alguien que no conocen y que les dio la unidad (embarcación) con todo el combustible para que efectúen la búsqueda y rescate de tres personas”.

La lancha estaba equipada con tres motores de fuera de borda de 350 caballos de potencia cada uno. Los uniformados que localizaron la embarcación indicaron que hallaron evidencias: 67 tanques de 20 galones llenos de gasolina cada uno, 2 tanques fijos con aproximadamente 500 galones de gasolina, un teléfono satelital, dos teléfonos celulares, un equipo de comunicaciones HF, un equipo de comunicaciones VHF, una carta náutica con la ruta (México-Ecuador), un navegador satelital, una carpeta con documentos de claves presuntamente fonéticas, cinco identificaciones de dos de los tripulantes, víveres enlatados, periódicos ecuatorianos y un paracaídas con flotante.

Las dimensiones de la nave son de 14 metros de eslora, 4 metros de manga y 2 metros de puntal. Los motores de esa embarcación pueden alcanzar velocidades de hasta 50 millas por hora.

Los sospechosos y la evidencia son investigados por la Fiscalía de los Espacios Acuáticos de Bahía de Caráquez. La indagación se abrió bajo el cargo de presunto transporte ilegal de combustible.

Para la Policía, Manabí es una zona vulnerable al tráfico de drogas. El 13 de mayo pasado, una avioneta con USD 1,3 millones se accidentó cerca de Pedernales. Dos hombres fallecieron. Días después, la Policía localizó un laboratorio de procesamiento de droga a 25 km del accidente.

De igual forma, los hallazgos de cargamentos de droga son frecuentes en esa provincia. De hecho, en marzo de este año la Policía detectó un nuevo cargamento de droga líquida que iba a ser enviado desde el aeropuerto General Eloy Alfaro, de Manta, hasta España (Europa). La droga, según la Policía, fue camuflada en materiales impermeabilizantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)