5 de March de 2012 00:05

Dos jóvenes fueron asesinados en Manta

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

José M. cayó de su moto tras recibir el impacto de al menos 15 balas en su cuerpo. La noche del sábado llegó en una moto a su domicilio y mientras apagaba el motor dos hombres le dispararon.

Los moradores del sector La Paz, en el noroeste de Manta, vieron el asesinato desde sus domicilios. Detrás de la motocicleta venía una camioneta con cuatro ocupantes y sin que se detuviera el vehículo dos de ellos dispararon sus armas de fuego contra el joven de 31 años.

Fabián (nombre protegido) estaba aún en shock. Él fue uno de los testigos del crimen que quedó impactado luego de ver el cuerpo en el lugar. Los familiares del joven asesinado lo llevaron a la sala de urgencias de una clínica para tratar de salvarle la vida, pero ya había fallecido.

Cuatro agentes de la Unidad de Criminalística de la Policía Nacional llegaron al lugar para realizar el levantamiento.

Los policías habían culminado su trabajo en La Paz y recibieron otro llamado de auxilio. Se trataba de un nuevo asesinato en el barrio Jocay.

Al llegar al sitio se encontraron con otro cadáver en medio de la acera. El cuerpo de Carlos L. estaba entre las calles J1 y J6.

El joven había estado junto a tres amigas conversando, según versión de varios moradores del sector. A las 21:00 llegaron tres personas en una camioneta negra, uno de ellos se bajó del automotor y se acercó hacia Carlos L. con un arma de fuego, le disparó directo en la cabeza, en el pecho y en el abdomen. Los policías dedujeron que ambos asesinatos, cometidos en menos de una hora, podrían estar relacionados.

La tensión se sintió en el sector. Los moradores estaban asustados por el hecho que suscitó frente a un grupo de jóvenes. Pidieron mayor refuerzo policial y que se investiguen los casos.

En lo que va del año 19 personas han sido asesinadas en Montecristi, Manta y Jaramijó. Según los agentes de la Policía Judicial de Manta, la mayoría de casos podría tratarse de “ajustes de cuentas, porque dentro de las investigaciones realizadas no hay indicios de robo o asaltos”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)