2 incidentes en una semana en la nueva cárcel de Guayaquil

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 5
Washington Paspuel.  

La muerte de un prisionero durante un incendio y la evasión de un interno se registraron en menos de cuatro días en el moderno Centro de Rehabilitación Regional Guayas.

Los incidentes ocurrieron en medio de los cambios que el Ministerio de Justicia ejecuta dentro del nuevo modelo de gestión penitenciaria. Uno de los puntos del proyecto es la aplicación de mayores medidas administrativas y de seguridad en el sistema.

En ese contexto, a la nueva cárcel fueron enviadas, desde agosto, unas 3 780 personas privadas de libertad, trasladadas desde La Roca y la Penitenciaría del Litoral, en Guayaquil.

Ferley Correa, sentenciado a 16 años de cárcel, falleció el 14 de febrero, a causa de un incendio, que posiblemente fue el resultado de un intento de amotinamiento en la prisión. La víctima fue trasladada al hospital, pero murió por la gravedad de sus quemaduras.

El Ministerio de Justicia indicó que presuntamente un grupo de presos de un pabellón de máxima seguridad quemó colchones para reclamar por los horarios de visitas. "Con esta acción vandálica pretendían llamar la atención para que les incrementen las visitas íntimas", según un comunicado.

El nuevo régimen de visitas es uno de los principales reclamos de los familiares. Los internos en áreas de máxima seguridad tienen acceso a una visita mensual de dos horas.

En diciembre, el ministro de Justicia (encargado), José Serrano, sostuvo al respecto que "las visitas son un privilegio para los privados de libertad y ese privilegio se lo gana".

Para el Comité Permanente por la Defensa de los Derechos Humanos, ese régimen de visitas fijado en la nueva prisión es equivocado. Billy Navarrete, director de la ONG con sede en Guayaquil, sostiene que las visitas familiares y la asistencia legal son un derecho. "No es una concesión ni un regalo, peor un privilegio del Estado".

Según Navarrete, su organismo tampoco tiene acceso a las cárceles para verificar el estado en el que se encuentran los prisioneros del centro.

La Confraternidad Carcelaria de Guayaquil coincide. Su presidenta Gloria Montaño asegura que desde noviembre están impedidos de hacer visitas. "Nos dijeron que hay que esperar hasta marzo". Según Montaño, además de evangelización, la Confraternidad promovía entre los presos charlas de relaciones humanas y cursos de capacitación.

En la nueva prisión, como parte del nuevo modelo de gestión penitenciaria, se trabaja en un plan integral de desintoxicación. Tras el traslado de 3 680 presos desde la Penitenciaría se evidenció que cerca de 1 000 de ellos padecían de adicciones a las drogas.

Una evasión se investiga

La fuga de un interno, el 10 de febrero, fue calificada por el Ministerio de Justicia como un sabotaje. La Cartera de Estado sospecha que desde el interior de la nueva prisión de Guayas se ayudó a la evasión del preso Carlos Santana, sentenciado por un doble asesinato.

El objetivo -indicó Serrano- fue "sabotear la plena implementación del nuevo modelo de gestión penitenciaria, el que afecta de forma radical a las mafias que controlaban el antiguo centro (la Penitenciaría)".

Por la fuga son investigadas 11 personas, entre ellas siete policías y dos guías carcelarios. Como parte de la investigación de este caso, anteanoche estaba prevista la reconstrucción de los hechos, pero se suspendió.

Hasta el centro penitenciario habían llegado el fiscal que lleva el caso, Juan Martínez; la directora de la cárcel, María José Murillo; y el abogado de los investigados, Hernán Ulloa.

El defensor de los 11 detenidos mostró a la prensa documentos que, según él, habrían sido remitidos por los jefes de guías a la Dirección del Centro. En uno de ellos, fechado el 8 de enero, solicitaban la provisión de 350 nuevos candados para las celdas; en otro, del 4 de febrero, presuntamente comunicaban del intento de la fuga de dos internos, según Ulloa.

Murillo debía rendir su declaración en la Fiscalía el martes, a las 11:00, pero no acudió.

En lo que va del año, otra prisión de Guayaquil, la Penitenciaría, también registró la muerte de un interno durante un incendio. Ocurrió el 19 de enero. La causa fue un cortocircuito provocado por un rayo.

_En contexto Una fuga y una muerte se registraron en el Centro de Rehabilitación Regional Guayas, entre el 10 y el 14 de este mes. El Ministerio de Justicia ejecuta acciones para mejorar las seguridades. Organismos de DD.HH. piden que se les permita el acceso a la nueva prisión.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)