9 de March de 2011 00:00

Cruz Roja reportó 16 muertes en el país

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

‘Es un día agitado’, se escuchaba a una agente fiscal que recogía denuncias en las oficinas de la Policía Judicial (PJ) de Guayaquil, ayer a las 11:00. En esa dependencia se denunciaron hechos violentos, como el caso de un parricidio y reportes de robos, asaltos, secuestros y sicariato.

Así transcurría el último día del feriado de Carnaval. Uno de los hechos más violentos se reportó en la ciudadela Los Samanes, en el norte de Guayaquil. Aproximadamente a las 08:00, Jonathan L. supuestamente estranguló a su esposa Gabriela D. y a su hija de 6 años. Se presume que él también golpeó a su hijo de 3 años, quien fue hospitalizado.Estos datos fueron recogidos en la investigación realizada por la fiscal de turno, Margarita Neira, quien mencionó que el presunto agresor manifestó haber peleado con su conviviente y ese día, en una discusión, asesinó a los dos integrantes de su familia.

Supuestamente, ella tenía planificado mudarse de casa con sus dos hijos e irse a la de sus padres. Según la fiscal, el inculpado señaló que mató a su hija porque intentó defender a su madre.

La funcionaria agregó que Jonathan L. hablaba “a sangre fría” y su confesión es suficiente para seguir con el proceso. Dijo sentirse preocupada por la recuperación del niño.

Por otro lado, también hubo dos presuntos casos de sicariato en Guayaquil. Jaime U. fue asesinado en el cantón Playas, anteayer a las 21:00. Lo mismo le sucedió a Christian H., quien fue acribillado en las calles Décima y la H, en el suroeste de Guayaquil. Los familiares de los fallecidos desconocen lo que sucedió.

En la Fiscalía también se denunció el presunto secuestro de una adolescente de 14 años por parte de un policía. Así lo detalló Rosa A., madre de la menor de edad, quien acusa al uniformado Milton M. de secuestrar a su hija.

Rosa A. dijo que el hecho ocurrió en la tarde del 7 de marzo, luego de que su hija regresara de un viaje. También denunció al hermano del supuesto secuestrador como encubridor.

El informe de la Cruz Roja menciona que, hasta las 17:30 de ayer, hubo 16 fallecidos a escala nacional.

Cuatro casos se presentaron en la provincia de Santa Elena y tres en Imbabura, Bolívar y Manabí. A esto se suman 49 casos de violencia civil. En Esmeraldas se dieron 21, en Azuay hubo 11, cuatro en Tungurahua y cinco en Pichincha.

La Cruz Roja reportó 437 niños extraviados. 167 casos se registraron en Esmeraldas, 121 en Guayas , 103 en Manabí, 24 en Santa Elena y 15 en Bolívar.

Las cifras de este informe son diferentes a las que presentó el Departamento de Medicina Legal de la Policía. Hasta el mediodía de anteayer, 11 muertes violentas se registraron en Quito.

En la Comandancia del Distrito Metropolitano se informó que luego de este reporte, no se identificaron otras muertes en Quito hasta las 18:00. Un joven de 18 años murió degollado, la madrugada del 5 de marzo, luego de que trataron de asaltarle.

Otras muertes que ocurrieron el fin de semana en Quito fueron las de Blanca R. y Manuel M., de 40 y 61 años, respectivamente. Fallecieron luego de inhalar monóxido de carbono en su vivienda, en el barrio Colinas del Norte.El cadáver de Otto F., de aproximadamente 18 años, fue hallado el sábado pasado en el barrio Santa Rosa de Pomasqui, con una herida de arma blanca en el pecho.

Según el servicio de llamadas telefónicas 911, en Cuenca se reportaron cuatro muertes. Dos fueron hombres y dos mujeres.

La Cruz Roja Ecuatoriana señaló en todo el país 1 000 emergencias médicas. De estas, 437 se presentaron en Santa Elena, 161 en Esmeraldas, 132 en Manabí, 130 en Bolívar y 17 en Azuay. Precisamente, una mujer cayó del segundo piso de su casa y fue atendida por los médicos, en Cuenca.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)