5 de March de 2011 00:00

Caso Barros: la Fiscal cambió el delito de policías

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El Juzgado Segundo de Garantías Penales de la Corte de Justicia de Azuay resultó pequeño ante la asistencia de los familiares y amigos de Edwin Barros Velín, fallecido el pasado 2 de diciembre, por un impacto de bala tras una persecución policial.

A las 08:30 de ayer se cumplió la audiencia de dictamen fiscal, a la que asistió la familia del policía Juan Carlos A., indagado en la muerte, al igual que la subteniente Denis Y., quien llegó con su abogado Miguel Sarmiento Mora.

El juez subrogante, Luis Arturo Delgado, estuvo a cargo de la audiencia. En su intervención, la fiscal Margarita Cordero hizo una reconstrucción de los hechos ocurridos el 2 de diciembre.

Cordero aseguró que en las investigaciones recabadas y en la reconstrucción de los hechos se estableció que Barros aceleró tras el pedido de detención realizado por los uniformados. Por ello -agregó- los policías pidieron el apoyo de más patrulleros.

La Fiscal dijo que los testimonios y las pruebas indicaron que en la persecución el vehículo Blazer de Barros se golpeó contra la vereda ubicada frente a Continental Tire Andina (llantera), en el Parque Industrial, al norte de Cuenca. Según ella, en ese momento se escucharon disparos y “una bala de nueve milímetros del policía Juan Carlos A. impactó en el cerebro del occiso”.

Cordero calificó al hecho como una actuación “preterintencional”. Es decir, que los uniformados actuaron sin intención. Además, la Fiscal aseguró que el policía Juan Carlos A. no tenía la experiencia y la capacitación para manejar armas.

Eso molestó al abogado defensor de la familia Barros, Rómulo Argudo. Él rechazó el pronunciamiento de Cordero. Argudo dijo que se asesinó a Barros “porque no solo fue un disparo. Existen las evidencias en el vehículo. Dispararon a las puertas del carro y a la ventana, que es por donde impactó la bala que mató a Barros”.

También rechazó la actuación de la Policía en contra de Barros, porque -según sus investigaciones- existen golpes ocasionados por los uniformados antes de su muerte de este joven de 21 años.

Argudo dijo que los policías comandados por la subteniente Dennis Y., actuaron con alevosía, premeditación, porque maltrataron a los cuatro jóvenes que iban con Edwin Barros.

También intervino el abogado de Juan Carlos A., César Astudillo. Él dijo que existió una bala perdida que mató a Barros y que su defendido no actuó con intencionalidad. En su defensa presentó un certificado emitido por la Policía, en el cual se indica que el uniformado nunca había recibido ningún tipo de entrenamiento para manejar un arma.

Astudillo señaló que los jóvenes desobedecieron a la autoridad porque se detuvieron y “manejaban a excesiva velocidad a 160 kilómetros por hora”. Lo mismo dijo el abogado Miguel Sarmiento.

Después de cuatro horas de intervenciones de los abogados, el juez Delgado señaló que se pronunciará en 72 horas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)