1 de June de 2010 00:00

Agentes de la ULCO investigan el asesinato de Jéssica Núquez

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Machala

Dos equipos de agentes de inteligencia de la Unidad de Lucha Contra el Crimen Organizado (ULCO) llegaron a Machala para colaborar con la Unidad de Homicidios de la Policía de El Oro en la investigación del asesinato de Jéssica Núquez, esposa de Carlos Zambrano, asambleísta de País y hombre cercano al Presidente.

Los agentes se contactaron ayer con las personas que acompañaban a la fallecida la noche del crimen, en el interior del bar restaurante Bistro. Para la Fiscalía, la versión de los familiares de Núquez resulta fundamental.

Según testigos, la noche del jueves, la mujer estuvo acompañada por cuatro personas en el restaurante, al cual habían llegado para celebrar un cumpleaños.

fakeFCKRemoveNúquez fue atacada solo minutos después de haber ingresado al local. La madre, Oliva Coronel, relató a la Policía que esa noche su hija salió de la residencia a las 21:00, en compañía de una amiga. El crimen -según las pesquisas- se registró a las 21:30.

El vehículo rojo modelo Suzuki Nomade que conducía Núquez permanecía hasta ayer en los patios del Comando de Policía de El Oro. Agentes buscaban ayer evidencias en el automotor.

Las investigaciones en Machala se llevan bajo reserva. Enrique Jácome, jefe (e) de la Policía de El Oro, aseguró ayer que hay la disposición de manejar el caso “con discreción”. Según el oficial, ya existen pistas en el crimen, aunque no quiso hacer precisiones.

Dentro de las investigaciones, en la Fiscalía -adjunta a la Policía- se tomaron desde la madrugada del viernes las versiones de cinco testigos. Uno de ellos es un guardián del bar restaurante, cuyo nombre se mantiene bajo reserva. La defensora pública asignada para esa diligencia, Miriam Benavides, indicó que el guardián declaró haber visto a uno de los sospechosos solo de espaldas.

Pero este Diario conoció que la Policía elaboró un retrato hablado del agresor con información proporcionada por otros testigos.

Hasta ayer, según el Jefe (e) de la Policía, no había detenidos. Él informó que tampoco se obtuvo evidencia relevante en dos allanamientos hechos tras el crimen.

Ayer trascendió que la noche del jueves y la madrugada del viernes, a las pocas horas del crimen, agentes de Homicidios allanaron dos viviendas en los barrios Ocho de Noviembre y Victorio Rizzo, en el oeste de Machala.

En una de las viviendas se encontró a Elvis P., quien, según los registros de la Policía, tiene una orden de detención por una tentativa de asesinato en el 2008. Ayer, sin embargo, la Policía descartó una relación entre Elvis P. y el caso Núquez.

Entre otras diligencias, la fiscal de Homicidios de El Oro, Silvia Zambrano, quien impulsa la indagación, prevé llamar a rendir su versión al guardia y a otros empleados del local donde se registró el hecho. La fecha para esa diligencia todavía no está definida.

Las puertas del bar Bistro, donde se produjo el crimen, están cerradas. Su personal limpió el local durante el fin de semana, luego de que Criminalística concluyera la recolección de evidencias.

El crimen causó conmoción en Machala. La Fundación Manos que Ayudan efectuará el viernes, a las 11:00, una marcha de crespones negros. Asimismo, a través de la red social Facebook, amigos de la víctima organizan otra caminata para el domingo 27. Ese día Núquez debía cumplir 36 años.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)